(ABI).- El presidente Evo Morales llegó a La Haya, Holanda, para reunirse con el equipo jurídico de la demanda marítima boliviana el sábado y domingo, y ultimar detalles para la presentación de los alegatos orales ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

El jefe de Estado fue recibido en el aeropuerto de Róterdam a las 22h30 locales (17h30 en Bolivia) por el equipo técnico y jurídico, y parte de la delegación boliviana que asistirá el lunes venidero al inicio de las audiencias en el máximo tribunal internacional.

“Ya esta acá el presidente, tenemos mañana y pasado un par de jornadas de trabajo. Mañana habrá una reunión con el equipo técnico y jurídico nacional e internacional para recibir las últimas instrucciones del presidente”, informó el co-agente y embajador de Bolivia ante las Naciones Unidas, Sacha Llorenti.

Aseguró que los argumentos de la demanda marítima están practicante concluidos y tienen una base “enraizada” en lo que respecta al derecho internacional para contar la “verdad y la historia” sobre la causa boliviana.

Los alegatos orales se extenderán hasta el 28 de marzo, tanto Bolivia como Chile tiene nueve horas distribuidas en tres días para explicar sus argumentos.

El presidente de la Cámara de Senadores, José Alberto Gonzales, que también se encuentra en La Haya, dijo que Bolivia vivirá a partir del lunes el momento más importante de la reivindicación marítima, porque sentará por primera vez a Chile en una instancia internacional.

“Este es el momento crucial de esta demanda, estamos acompañando al equipo jurídico”, expresó con mucho optimismo.

Bolivia pide a la CIJ que Chile se avenga a una negociación de buena fe y con efecto vinculante en la perspectiva de recuperar su cualidad marítima con la que nació a la vida independiente y perdió tras una invasión militar en 1879

Tuit presidencial

“Agradecemos la solidaridad del expresidente de España, José Luis Rodríguez Zapatero, del líder de Podemos, Pablo Iglesias y de los líderes de izquierda, por apoyar la continuidad de la Revolución Democrática y Cultural. Fue una reunión de mucho aliento

Cooperación “incondicional” de España 

El presidente Evo Morales saludó el viernes la cooperación “incondicional” de España en favor del desarrollo soberano de Bolivia, cuyas puertas están abiertas -dijo- a socios que ayuden a potenciar el crecimiento económico y social del país andino amazónico.

“En los últimos tiempos hemos dado pasos importantes para cambiar nuestra querida Bolivia. España está informada de todos los avances. Saludamos la cooperación incondicional de España y de toda Europa (…), tenemos algunas diferencias con Estados Unidos, porque cualquier cooperación o inversión siempre está condicionado a las privatizaciones, cosa que no ocurre con los países de Europa”, dijo.

El presidente boliviano hizo esas declaraciones antes de dejar Madrid, donde esta jornada sostuvo reuniones con políticos, empresarios y autoridades del Estado español.

“Tan importante había sido recuperar nuestros recursos naturales y garantizar nuevas inversiones y estos resultados son reconocidos no solamente en España, sino, en toda Europa”, enfatizó en una conferencia de prensa.

El mandatario indígena revalidó los lazos de cooperación entre Bolivia y España en reuniones con el rey Felipe VI y el presidente Mariano Rajoy, además invitó a los empresarios españoles a invertir en un país político, económico y socialmente “estable”.

“Por cuatro años consecutivos, (somos) primero en crecimiento económico de Sudamérica”, relievó.

Según fuentes oficiales, unas 100 empresas españolas operan legalmente en Bolivia y este número podría duplicarse en los siguientes años, porque el país sudamericano ofrece estabilidad económica y seguridad jurídica para las inversiones internacionales.

En el caso de las firmas españolas, “más del 90 por ciento de las empresas han cumplido felizmente” con sus contratos, comentó Morales. “En una reunión con la confederación de empresarios de España me ha sorprendido el reconocimiento del crecimiento (de Bolivia), reconocido tanto por privados, políticos, como también el Estado”

En ese marco, Morales alentó a los inversores españoles a participar en numerosos proyectos que tiene en carpeta el Gobierno boliviano, como la construcción de plantas industriales, hidrocarburos, energía e infraestructura, entre otros.

Luego de una intensa agenda de trabajo en Madrid, el Jefe de Estado viajó a La Haya para participar en el inicio de las audiencias orales de la demanda marítima que Bolivia interpuso en contra de Chile en la Corte Internacional de Justicia.