(ABI).- El ministro de Economía, Luis Arce, decidió ser más cauto en las previsiones de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) para este año y calculó que la economía se expandirá en torno al 4,8% hasta diciembre próximo, dos puntos porcentuales menos de la estimación que hizo el Banco Central de Bolivia (BCB), que anticipó un 5%.

En la presentación de la segunda edición de su libro “El Modelo Económico Social Comunitario Productivo Boliviano”, en la Feria Internacional del Libro, Arce previó una desaceleración en la economía en junio de este año, debido a los efectos climáticos que afectaron la agricultura, pero dijo que gracias a las medidas de contingencia que adoptó el Gobierno, el PIB boliviano cerrará en 2016 con un 4,8% de expansión.

“Nosotros somos mucho más cautos en los números, creo que vamos a crecer algo menos del 5%. Ahí nosotros tenemos nuestras dudas de que podamos estar creciendo en el periodo junio -junio por encima del 4,5%, pero de seguro de enero a diciembre, que es el cierre, con las medidas que hemos tomado, que es de conocimiento público, seguramente vamos a estar llegando a un 4,7 ó 4,8% de crecimiento”, sostuvo ayer por la noche.

El Ministro de Economía consideró este año “atípico” por la presencia de los fenómenos de ‘El Niño’ y la ‘La Niña’ consecutivamente, pero dijo que con las medidas gubernamentales de contingencia, se podrá estimular la economía del país hasta diciembre, a pesar de los escenarios adversos.

No obstante, Arce remarcó que el cálculo de crecimiento que hace el Ministerio de Economía, igual situará a Bolivia como la economía con mayor expansión de la región, por tercer año consecutivo.

“Igual vamos a ser la economía de más alto crecimiento en la región, vamos a ratificar que no es coincidencia que Bolivia está bien”, sostuvo.