El Tribunal de Sentencia 1ro de La Paz determinó este lunes suspender el inicio del juicio oral contra Jeanine Áñez por el caso Golpe de Estado II hasta el próximo 4 de abril.

Antes de la determinación judicial, el juicio, que no llegó a instarle, ingresó en un cuarto intermedio debido a que la exsenadora sufrió una crisis de ansiedad y tuvo que ser atendida por médicos del penal de Miraflores, donde se encuentra con detención preventiva.

El Tribunal inició, en formato virtual, los procedimientos previos del juicio oral ordinario y, en el marco de la normativa, se presentaron, en un número importante, testigos de cargo y descargo, abogados de ambas partes e imputados.

En ese lapso, el abogado Jorge Valda, de la parte acusadora, exigió que todos los participantes enciendan sus cámaras, como manda el Tribunal Supremo de Justicia.

En tanto, familiares de fallecidos, heridos y perseguidos políticos del régimen de Jeanine Áñez instalaban vigilias ciudadanas en la ciudad de La Paz.

Una de ellas, con cientos de personas, se apostó en las puertas del penal de Miraflores, donde guarda reclusión.

“Senkata, Sacaba han sido masacradas, no se negocia con sangre derramada”, cantaban a coro y megáfonos constantemente en la vigilia.

Otra concentración, de ciudadanos y organizaciones sociales, lo hizo en inmediaciones del Palacio de Justicia, en el centro paceño.

“Que se haga la justicia contra Áñez porque se autonombró como presidenta de senadores, luego Presidenta y firmó el decreto de la muerte”, señaló un ciudadano a la estatal radio  Patria Nueva.

El Ministerio de Justicia comunicó, una vez formalizada la postergación del juicio, que tanto el gobierno nacional como las entidades denunciantes en el caso “Golpe de Estado II” son respetuosas del debido proceso.

“Incluso (se ha) invitado a la oficina en Bolivia de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos a que realice la observación del mencionado juicio”, señala el comunicado público de ese despacho gubernamental.

El Ministerio de Justicia señaló también que los problemas provocados para interferir en la audiencia virtual y el uso desmesurado de recursos procesales por la parte acusada y sus abogados, reflejan una actitud obstaculizadora y contraria al derecho constitucional a contar con decisiones judiciales en un plazo razonable y sin dilaciones.

“Pese a esa actitud de la defensa que busca bloquear la administración de justicia, el tribunal de este caso emitió resolución de declaratoria en rebeldía de Williams Kaliman, Vladimir Yuri Calderón, Elmer Flores Toranzo y Carlos Orellana que serán patrocinados por abogados del Servicio Plurinacional de Defensa Pública (SEPDEB)”, precisa el comunicado.

Atrás