Las reservas internacionales netas del país siguen generando noticia en algunos medios, como lo refleja la reciente nota publicada por El Deber en la que se genera alarma sobre su nivel. Al respecto, se aclara que las reservas internacionales netas se encuentran por encima de niveles referenciales internacionales y que éstas experimentaron una importante estabilización en 2021.

En efecto, después de la pérdida de más de $us 1.500 millones en 2020, sin considerar el Instrumento de Financiamiento Rápido del Fondo Monetario Internacional; las reservas internacionales se estabilizaron durante la gestión 2021, cerrando el año en alrededor de $us 4.750 millones, un nivel que en términos de cobertura de importaciones y del servicio de la deuda externa de corto plazo supera los requeridos según parámetros internacionales, característica que el nivel de reservas del primer mes de 2022 mantuvo.

El contenido de estas páginas no refleja necesariamente la opinión de Bolpress

Asimismo, se aclara que en 2005, año con el que la nota referida compara las reservas de enero de 2022, el nivel total de reservas internacionales netas sólo alcanzaba a $us 1.714 millones, de los cuales las divisas representaban el 74%. La situación es diferente en la actualidad, además de divisas, el país dispone de reservas en oro, que quintuplican el nivel de 2005; así como de Derechos Especiales de Giro (DEG), que son catorce veces el nivel de aquella gestión.

Por lo tanto, queda totalmente confirmado, por donde se mire, que nuestro actual nivel de reservas es superior en todos sus componentes al que se tenía hace 17 años, y no como señala incorrectamente la publicación de El Deber.

Finalmente, llama la atención el titular de la nota que refleja una elevada alarma sobre el nivel de las reservas internacionales, lo cual no coincidiría con el criterio de los mismos analistas mencionados en la nota, que en su mayoría parecieran no compartir dicha opinión de extrema alerta y que reconocerían un nivel por encima de los referenciales y la presencia de otros activos de reserva.

Atrás