¿Vamos camino a Venezuela?

Publicado el: 8 julio, 2019 4 min. + - Imprimir

…algunos ejemplos:  intento de perpetuación en el poder; extractivismo extremo y desindustrialización; marco legal para toma de empresas productivas por trabajadores por deudas laborales; corrupción incontrolable y generalizada; endeudamiento interno y externo insostenibles; 6) polarización de la sociedad; 7) falta de independencia de los poderes del Estado; 8) involucramiento de niveles del gobierno en casos de narcotráfico.

 

En días recientes, se ha conocido que al menos cinco empresas privadas estarían en riesgo de quedar en poder de sus trabajadores por quiebra de las mismas y resultantes deudas laborales[1].

Al respecto, en el Grupo Economistas Bolivia[2] de Facebook comenté que los fabriles deberían saber que hoy en día hay tres requerimientos para manejar una empresa: 1) Tener mercado; 2) Contar con tecnología de punta para competir en el mercado; y 3) disponer de recursos humanos calificados, tanto a nivel gerencial como operativo,  agregando que si los trabajadores piensan que saldrán adelante simplemente echando a los empresarios, se equivocan de palmo a palmo.

Luego lancé la siguientes preguntas a mis lectores: ¿Qué dirá ahora la ministra de planificación, convertida hoy por hoy en agente de empleos de un grupo de empresarios afines al gobierno y ¿qué tendrá que opinar la ministra de desarrollo productivo que al parecer sólo estaría contemplando el descalabro total de lo poco que queda del sector manufacturero del país?

Es más, con enorme desazón sobre lo que se nos venía encima, dije: Pobres trabajadores. Muy pronto engrosarán las filas del ejército de desempleados. Claramente, vamos camino a Venezuela.

Adicionalmente, ante la pregunta de uno de mis lectores de si realmente íbamos camino a Venezuela, repliqué:

“Todo indica que vamos en la misma dirección. Te doy algunos ejemplos: 1) intento de perpetuación en el poder; 2) extractivismo extremo y desindustrialización; 3) marco legal para toma de empresas productivas por trabajadores por deudas laborales; 4) corrupción incontrolable y generalizada[3]; 5) endeudamiento interno y externo insostenibles; 6) polarización de la sociedad; 7) falta de independencia de los poderes del Estado; 8) involucramiento de niveles del gobierno en casos de narcotráfico.               ¿Quieres más ejemplos?”.

Y, para refrendar el punto 3) anterior, anoté:

Con relación al marco legal sobre la toma de empresas privadas por trabajadores por deudas laborales, encontré una preocupante similitud con la Ley Orgánica del Trabajo, las Trabajadoras y los Trabajadores de Venezuela promulgada el 30 de abril de 2012. Al parecer, nuestro gobierno “soberano” no habría dudado un minuto en copiar el modelo venezolano[4] para replicarlo en la Ley de Creación de Empresas Sociales puesta en vigencia en nuestro país dos años más tarde[5].

Por último, concluí preguntando” ¿Alguien puede creer todavía que no vamos camino a Venezuela?

 

*  Economista.

[1]  Véanse:  https://www.paginasiete.bo/economia/2019/6/29/los-fabriles-piden-tomar-el-control-de-empresas-222575.html?fbclid=IwAR0JiGJn8-XOEFIapoqEda8Jscdd12bv63HWWtI4B-sDjYNa89CBq_JA1Ow; y http://www.eldeber.com.bo/economia/Fabrica-de-helados-en-manos-de-trabajadores-20190702-9126.html?fbclid=IwAR2FBjKEzA12O8u__CWYW3jrAOB6lb8MccDuePRtoCRj6aFd9lfUKqQMjVM).

[2] Véase:  https://www.facebook.com/groups/160220097388615/.

[3]  Véase: https://www.paginasiete.bo/nacional/2019/3/27/carlos-mesa-la-corrupcion-hoy-esta-generalizada-213280.html.

[4] Véase: https://www.ilo.org/…/103880/F-290965674/VEN90040.pdf (página 3).

[5] Véase: https://www.ilo.org/…/103880/F-290965674/VEN90040.pdf.

Atrás