Bolivia librará este 2019 una batalla decisiva entre los sectores progresistas y conservadores

Bolivia librará una batalla decisiva en las elecciones, dice Ignacio Ramonet

Publicado el: 11 enero, 2019 3 min.    + -   

(Cambio).- El periodista español Ignacio Ramonet lo define con precisión: éste será el año de Bolivia porque en las elecciones generales de octubre se librará la batalla decisiva entre los sectores progresistas y conservadores.

“Creo que 2019 será el año de Bolivia con las elecciones en octubre”, afirmó Ramonet, director de Le Monde diplomatique en español, en contacto telefónico con el programa Contextos salvajes, dirigido por el periodista Ricardo Bajo y transmitido por la radio estatal Patria Nueva.

Desde España, el periodista señaló que Bolivia suscita el interés de la comunidad internacional porque el Jefe de Estado cambió de manera radical las condiciones de vida de la población.

“Evo Morales es (una) personalidad conocida en el mundo entero, primero por lo que ha conseguido hacer en su país; el éxito del gobierno de Evo Morales es un éxito reconocido internacionalmente; Evo ha transformado Bolivia, ha situado a Bolivia como un actor soberano e independiente en el escenario político”, sostuvo.

Basado en las cifras que no sólo se divulgan a escala nacional, sino que son reconocidas por los organismos internacionales, Ramonet afirmó que el desarrollo económico, a nivel macroeconómico y microeconómico, al igual que la elevación del nivel de vida, en educación, salud e infraestructura, muestran a una Bolivia distinta a la de hace más de una década.

“La Bolivia actual, la Bolivia de 2019 no tiene nada que ver con la Bolivia de hace 12 ó 15 años”, fundamentó.

Para Ramonet, ese éxito económico es visto como una gran amenaza para la derecha latinoamericana y las fuerzas conservadoras internacionales, que “consiguieron arrinconar a Nicaragua, tratan de bloquear a Venezuela y tratan de invertir el curso de las relaciones entre Estados Unidos y Cuba para de nuevo reforzar el bloqueo contra la gran isla de las Antillas”.

Por ello considera que “probablemente el enemigo número uno” de la derecha latinoamericana, “el enemigo a derrotar este año, después de lo que se hizo contra Lula el año pasado (con su encarcelación), el enemigo va a ser Bolivia. Entonces yo creo que será una de las batallas electorales más importantes del año, también está la de Argentina, pero la batalla decisiva, por lo que representa Evo Morales como combatiente antiimperialista y por otra parte, repito, por sus éxitos, porque no conviene que esos éxitos se reconozcan, esa batalla será muy importante”.

Considera que “la opinión pública internacional progresista, tanto europea como latinoamericana, debe estar atenta a lo que se jugará este año en Bolivia”.

Luego de la encarcelación de Lula da Silva, las elecciones presidenciales de Brasil fueron ganadas por Jair Bolsonaro, quien enfatizó el giro a la derecha que ya dieron los países de Argentina, con Mauricio Macri; Colombia, con Iván Duque Márquez, y Chile, con Sebastián Piñera.

Mientras la oposición boliviana alega que Morales no puede volver a postularse porque el referendo del 21 de febrero de 2016 se lo impidió, el Gobierno y el MAS-IPSP defienden la sentencia 084/2017 del Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP), que anuló cualquier impedimento para que el Presidente sea candidato.

En tanto ese debate continúa, ya está en marcha el proceso electoral de octubre, que tendrá su antesala en las inéditas elecciones primarias de binomios presidenciales que se celebrarán el 27 de enero.

Atrás