(ABI).- El reconocido periodista y escritor boliviano Jorge Mancilla Torres (Coco Manto) calificó el viernes de “abominable” la publicación de Alasita del diario Página Siete que ofende a mujeres de la esfera política del país.

“Ayer, al ver el suplemento alasitero del diario Página Siete me vencieron el asco y la rabia, porque, so pretexto de la fiesta paceña, se ofende a todo color a siete mujeres bolivianas con gráficos y textos insultantes, con nombres y apellidos”, señala un escrito de Mancilla en su cuenta de Facebook.

Página Siete en su edición especial de Alasita 2018 publicó en su sección de cartelera de cines un afiche modificado de la película Las Malcogidas, cambiando los rostros de los protagonistas del filme por los de personalidades políticas.

Según Mancilla en los años sesenta del siglo pasado se componían periodiquitos de Alasita en los que se desplegaba “talento, gracia, picardía y propiedad miniaturista para prestigiar esa gran tradición del diarismo boliviano. Todo en chiquito y con chispa”.

Agregó que “los autores de esa porquería no son periodistas. No pueden ni deben. Son burdos acomplejados psíquicos incrustados en una imprenta editorial, resentidos en el grado más bajo de la bastardía”.

En otro párrafo de su escrito señala “¿Para hacer eso empujaron la abrogación del Código aquel de ética, para exhibir tamaña cobardía, guarecidos en una fementida libertad de expresión? ¿Y aquellas damas de Mujeres Creando, que aparecían tan puntuales y punzantes cuando se tocaba a una de su género, tendrá opinión en este abominable caso?  ¿Página Siete tendrá algo que decir?  Son preguntas.”

RECLAMO DE LAS AFECTADAS

Las legisladoras Gabriela Montaño, Nélida Sifuentes, Juana Quispe y la ministra de Comunicación, Gisela López, advirtieron el viernes con el inicio de un proceso legal por racismo y discriminación si el diario Página Siete no saca de circulación su edición de Alasita, en la que denigra a las mujeres.

“Nosotros exigimos al periódico Página Siete, que ha dañado la dignidad, nuestra honra, pedimos disculpas públicas y que se retroceda la publicación de lo contrario se asumirá las acciones y los procesos legales correspondientes”, dijo Montaño en conferencia de prensa conjunta en la Asamblea Legislativa Plurinacional.

El diario Página Siete sacó a la venta su edición en miniatura por la fiesta de la Alasita, que muestra los rostros de autoridades y dirigentes campesinas con el titular de “Las Malcogidas” y también hace referencia a la repostulación del presidente Evo Morales en las elecciones de 2019.

Montaño agregó que la publicación no pasa por una broma sino muestra una mirada sexista, machista y misógina de las mujeres que, además está entremezclada con una posición política partidaria.

“Ha habido un sinnúmero de hechos de discriminación donde se han metido con nuestras familias, y nosotros no vamos a seguir soportando estos hechos, vamos a defendernos y vamos a defendernos por las vías legales y por las vías que la democracia nos permite”, sostuvo.

Por su parte, la senadora del Movimiento Al Socialismo (MAS), Nélida Sifuentes, dijo que la publicación realizada por Página Siete “mella la dignidad de la mujer boliviana”.

“La dignidad, imagen y credibilidad de una mujer no se puede dañar de esta manera (…) nos sentimos maltratadas (por esta publicación) por lo que pedimos que en memos de 24 horas el periódico se disculpe con todas las mujeres que estamos en este panfleto donde desprestigia nuestra imagen”, indicó.

A su turno, la diputada María Patiño pidió al medio escrito que no dé una mala imagen del periodismo ni de la mujer boliviana con ese tipo de publicaciones.

Por su parte, el diario admitió el error cometido en su edición especial de Alasita 2018, donde publicó en su sección de cartelera de cines un afiche modificado de la película Las Malcogidas, cambiando los rostros de los protagonistas del filme por los de personalidades políticas.

“Este afiche ha sido objeto de diversas críticas y reclamos. Nuestra intención no ha sido herir ni afectar a ninguna de las personas cuyos rostros aparecieron en ese afiche; sin embargo, admitimos el error y pedimos sinceras disculpas a esas personas y a nuestros lectores. Nuestro periódico practica un profundo respeto por todas las personas; sentimos mucho haber dado un mensaje que no corresponde a nuestros principios”, señala la disculpa publicada en su página digital.