El Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) dictaminó el martes que la repostulación de autoridades nacionales y subnacionales es constitucional y con ello dio luz verde a la polémica repostulación de Evo Morales a la presidencia.

“Hemos dispuesto que justamente la prevalencia, la aplicación preferente de convenios internacionales con relación a la aplicación preferente de esa disposición legal dispuesta en el artículo 256 de la Constitución Política del Estado”, dijo el presidente del TCP, Macario Lahor, en rueda de prensa en la sede del Poder Judicial boliviano, la ciudad de Sucre.

Según el funcionario, “todos ciudadanos y todas las personas que estaban limitando la ley y la Constitución Política del Estado está, justamente, habilitando a esas personas a postularse, porque definitivamente el que elige es el pueblo boliviano”.

Con el fallo el tribunal resolvió la acción abstracta que pidió declarar inconstitucional cuatro artículos de la Constitución (156, 168, 285 y 288) y que fue presentada por parlamentarios del MAS y dos parlamentarios de la oposición.

 

Según la argumentación esos cuatro artículos son contrarios a la Convención Americana sobre Derechos Humanos (Pacto de San José) que en su artículo 23, párrafo 1 inciso c establece que es un derecho de los ciudadanos “votar y ser elegidos en elecciones periódicas auténticas” y “tener acceso, en condiciones generales de igualdad, a las funciones públicas de su país”.

Ahora, aunque la Constitución limita a dos las veces en las que una persona puede ser reelegida, gobernadores, alcaldes, asambleístas, concejales y otras autoridades electas pueden postular a una reelección.

Protesta en la oposición

El fallo provocó de inmediato protestas en la oposición, que considera que la repostulación de Morales ya fue rechazada por la mayoría del pueblo boliviano en el referéndum del 21 de febrero del pasado año.

 

“El TCP ha destruido las garantías democráticas. Desconoce la inalienable soberanía del pueblo (21F). Convierte a Bolivia en un país sometido al arbitrio del Presidente y burla la majestad de la ley”, dijo en su cuenta de Twitter el expresidente Carlos Mesa.

En Internet se multiplican las voces de protesta contra la decisión del Tribunal y son pocas las voces que expresan su apoyo, aunque el gobierno asegura que las organizaciones sociales de la Coordinadora Nacional del Cambio celebró el fallo.