Trinidad, (ABI).- El presidente Evo Morales promulgó el jueves un decreto supremo que pone en vigencia la universalización del Subsidio Prenatal, que prevé beneficiar al menos a 285.000 mujeres del país.

En un mensaje conmemorativo a los 190 años de independencia de Bolivia, Morales explicó que esa política fue definida por la situación actual de jóvenes y adolescentes que llegan a embarazarse tempranamente.

“Hoy día estamos firmando este decreto supremo para que arranque este Subsidio Universal Prenatal”, dijo el Mandatario en la ciudad de Trinidad, departamento de Beni.

Explicó que con ese subsidio todas las madres “solteras y abandonadas” recibirán al menos 300 bolivianos por mes.

“Todas quienes se embarazan tienen derecho, 300 bolivianos mes y por cuatro meses de subsidio”, indicó el Mandatario.

El 7 de junio, Morales hizo el anuncio de esa política que esta jornada se consolida.

“Esto hay que universalizar (el subsidio), he pedido que estudien cuánto cuesta, cómo podemos implementar”, dijo en ese entonces.

Para el jefe de Estado no sólo las madres que tienen esposos o que tienen trabajo deben recibir el subsidio sino todas, por lo que insistió en que el tema es objeto de estudio en el Gobierno.

No obstante, el Mandatario observó en junio que algunas madres que reciben el subsidio lo vendan, situación que -dijo- también debe estudiarse para revertirla.

En la actualidad el subsidio de lactancia en Bolivia equivale a un salario mínimo (1.656), que los empleadores del sector público y privado entregan a sus trabajadoras en alimentos y que puede extenderse hasta el primer año del bebé.