(ABI).- El Presidente Evo Morales invitó a un diálogo “directo” al Comité Político de la marcha de originarios del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS) que llegará a La Paz hacia el mediodía del miércoles. El Comando Departamental de la Policía resguadará a la marcha indígena y evitará que “infiltrados provoquen ilícitos y hechos de violencia”.

“A través de la presente comunicación me dirijo a ustedes para poner en su conocimiento la decisión del presidente del Estado Plurinacional, Evo Morales Ayma, de invitarlos a dialogar directamente con la representación de la Marcha Indígena, una vez que ésta arribe a la ciudad de La Paz”, reseña una carta enviada este martes al Comité Político de la marcha de indígenas por el ministro de la Presidencia Carlos Romero, a la que tuvo acceso la ABI.

La marcha de indígenas en oposición a que la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos cruce el TIPNIS, partió el 15 de agosto último de la ciudad de Trinidad, capital del amazónico departamento Beni. “Este diálogo tendría como finalidad la deliberación y consensuación de sus demandas en el marco de la más amplia disposición y voluntad política”, afirma la nota rubricada por Romero.

El encuentro podría celebrarse en el Palacio Quemado de La Paz, lo más probable el martes por la tarde o noche o al día siguiente. Romero pidió a la cabeza de la marcha, que encarnan la Central Indígena del Oriente Boliviano (Cidob) y el Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qullasuyu (Conamaq) una respuesta “favorable” para alistar el escenario de la conversación. Se trata de un intento “para coordinar los aspectos metodológicos y procedimentales inherentes a la viabilización del diálogo”, afirmó el Ministro de la Presidencia.

Entre tanto, los Ministerios de Salud y Defensa desplazaron a la marcha indígena un lote de medicinas, tanques de oxigeno y dos brigadas sanitarias para combatir algunas dolencias como el mal de altura, que se conoce en nuestro medio como “sorojchi”. El lote de medicamentos consiste en botellones de oxígeno, antibióticos, antiinflamatorios, relajantes musculares, sales de rehidratación, y multi-vitamínicos para suplir la falta de potasio que sufren varios de los marchistas.

“El Gobierno está obligado a brindar la ayuda humanitaria que necesiten los indígenas de tierras bajas a fin de evitar que sufran problemas de salud como el mal de altura, infecciones respiratorias y otras afecciones”, dijo el ministro de Defensa Rubén Saavedra. El viceministro de Salud Martín Maturano aseguró que las dos brigadas sanitarias protegerán a los marchistas como lo hicieron desde el inicio de la marcha. Garantizó que el Ministerio de Salud ha reforzado la asistencia con el envío no solamente un lote de insumos médicos, sino de personal y ambulancias para socorrer a los marchistas con problemas a fin de trasladarlos al Hospital de Clínicas.

Diversas organizaciones civiles y sociales de La Paz preparan una bienvenida y los medios locales la comparan con la histórica Marcha por la Dignidad y el Territorio con que etnias tales como los yuracaré, trinidad, esejas y ayoreos, entre otras, reclamaron homologación como parte de Bolivia en 1990, durante el gobierno del socialdemócrata Jaime Paz Zamora.

El Comando Departamental de la Policía anunció el martes que dispondrá de un dispositivo de seguridad para resguardar desde cierta distancia la marcha indígena y evitar que infiltrados provoquen ilícitos y hechos de violencia que alteren la convivencia pacífica de los paceños. “El Comandante Departamental de Policía desplazará al personal necesario para vigilar y velar por la seguridad de la marcha que llegará a nuestra ciudad”, precisó.

El director Nacional de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), coronel Jorge Toro, aseveró que para la marcha que arribará a la ciudad de La Paz, los efectivos de esa unidad tienen la misión de vigilar y evitar que gente ajena se infiltre entre los indígenas para generar conflictos.

Por su parte, el Comandante del Organismo Operativo de Tránsito, coronel Carlos Osvaldo Gutiérrez, anunció que en la jornada del miércoles se procederá al corte de vías para evitar el congestionamiento vehicular. Exhortó a los choferes a tomar sus precauciones porque con la presencia de la marcha que ingresa desde Kalajahuira, la Plaza Villarroel, la Plaza Tejada Sorzano (estadio), avenidas Simón Bolívar, Camacho y Mariscal Santa Cruz y desembocará en el atrio de la Iglesia de San Francisco.

Por otro lado, la fiscal Patricia Santos citó el martes a la ministra de Justicia Nilda Copa para que identifique a los agresores del canciller David Choquehuanca durante un incidente registrado el pasado 24 de septiembre en la localidad de Yucumo. Según el gobierno, el ministro de Relaciones Exteriores fue tomado como “rehén” por los marchistas en el intento de romper una barrera policial.

Santos dijo que declararán primero los denunciantes, en este caso la ministra Copa, y el Canciller, presunta víctima. La fiscal explicó que la citación fue emitida “con fecha y hora abierta” para no perjudicar sus recargadas labores y coordinar la audiencia de su declaración. Anunció que serán citados algunos funcionarios policiales, de quienes mantuvo en reserva sus nombres para no perjudicar la investigación.