Cochabamba, (ABI).- Bolivia presentó oficialmente ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya su posición sobre el diferendo marítimo entre Chile y Perú, a fin de que un fallo al respecto no perjudique la demanda boliviana sobre la mediterraneidad, informó el martes el presidente Evo Morales Ayma.

“Tras una amplia valoración histórica y jurídica, Bolivia ha dejado su posición en un documento en La Haya, en Holanda para evitar que un futuro fallo o sentencia a ser dictada en esta Corte sobre el diferendo marítimo entre Perú y Chile pueda afectar el interés o los derechos nacionales de Bolivia de retornar a las costas del Pacífico”.

En una conferencia de prensa, el Jefe de Estado anotó que esa demanda busca lograr que Bolivia no vea perjudicada su reivindicación marítima para un acceso soberano al Pacífico.

Bolivia perdió sus costas sobre el Pacífico en una guerra territorial con Chile en 1879 y desde entonces reclama en diversos foros internacionales por la solución de este problema que afecta al desarrollo.

El Mandatario aseveró que la presentación de una demanda nacional ante el Tribunal de La Haya “No implica que Bolivia sea parte en el proceso peruano-chileno, sino que se constituya en una salvaguarda”.

Bolivia hará conocer en todos los foros internacionales su demanda marítima, agregó.

Señaló que Bolivia ha entregado notas diplomáticas a Perú y Chile para dar a conocer el documento presentado ante La Haya con la reivindicación nacional.

Destacó que esa demanda coadyuvará decididamente a la resolución del más que centenario problema que afecta a la integración de los pueblos en Sudamérica, como es la mediterraneidad nacional, fruto de una guerra injusta con Chile.

“Bolivia continuará desarrollando un trabajo serio y responsable para lograr un acceso soberano y útil al Pacífico y evaluará todas las formas posibles para un retorno al mar con soberanía”, puntualizó.

El pasado 23 de marzo, durante los actos de recordación de los 132 años de mediterraneidad, el presidente Morales informó que Bolivia, sin dejar el diálogo con Chile, presentará una demanda ante el tribunal Internacional de La Haya para buscar nuevas vías de solución a la reivindicación nacional.

El Primer Mandatario aseveró que Bolivia “convoca a los países vecinos y hermanos, Perú y Chile, a la comunidad latinoamericana e internacional a coadyuvar decididamente en la solución de este problema que afecta a la integración de los pueblos sudamericanos”.

“Mucho dependerá del Tribunal de La Haya, Bolivia dejó como constancia el documento para no se perjudique un retorno de nuestro país al mar con soberanía”, anotó.

Tras 5 años de diálogos bilaterales marítimos con Chile, Bolivia ha resuelto acudir al Tribunal de La Haya para obtener una salida soberana al Pacífico.

Morales mantuvo conversaciones con los gobiernos de sus pares chilenos Michelle Bachelet y Sebastián Piñera entre 2006 y 2010, sin resultados concretos pese a establecer una agenda bilateral de 13 puntos que incluyó, por primera vez, el reclamo marítimo boliviano.

El gobierno de La Paz lamentó que Chile haya suspendido en forma unilateral el diálogo directo que mantenía con Bolivia cuando se le pidió una propuesta concreta al reclamo boliviano.

Bolivia y Chile tienen suspendidas sus relaciones diplomáticas desde 1978, tras haberlas reanudado tres años antes con el fin de lograr acuerdos que solucionen la mediterraneidad nacional.