Valparaíso y La Paz, (ABI).- El presidente de Chile, Sebastián Piñera afirmo el sábado que su país no tiene problemas limítrofes pendientes con Bolivia y consideró que la decisión del presidente Evo Morales, de acudir a tribunales internacionales para demandar una salida soberana al Pacífico, perdida en una guerra territorial en 1879, es un serio obstáculo para las relaciones bilaterales.

El gobernante chileno se refirió al tema al ofrecer la tradicional cuenta pública ante el Congreso de su país que se celebra cada 21 de mayo.

“Con Bolivia, Chile no tiene problemas limítrofes pendientes. El Tratado de 1904 fijó con claridad los límites y ha permitido el más amplio libre tránsito para el comercio exterior de boliviano y al mismo tiempo ese Tratado ha garantizado 106 años de paz entre Chile y Bolivia” afirmó el mandatario chileno.

Bolivia perdió sus costas sobre el litoral del Pacífico en una guerra territorial con Chile en 1879, y desde entonces ha reclamado en diversos foros internacionales y con el diálogo bilateral por la solución de ese problema que frena su desarrollo.

El pasado 23 de marzo, el Presidente boliviano anunció la decisión de acudir a tribunales internacionales, sin desechar el diálogo bilateral, para lograr una salida soberana al océano Pacífico y ha conformado una Comisión multisectorial para fundamentar la demanda.

Piñera dijo que su país tiene con Bolivia un mecanismo acordado de diálogo en torno a 13 puntos, de interés de ambos países, cuyo objetivo es alcanzar soluciones concretas, útiles y factibles para ambos países “y su eficacia ha sido reconocida tanto por Chile como por Bolivia”.”Y en consecuencia, las declaraciones del presidente Morales, incluyendo su intención de acudir a tribunales u organismos internacionales, para su aspiración territorial y marítima constituye, no solamente un serio obstáculo para las relaciones entre ambos países, sino que además no se condice ni con la letra, ni con el espíritu del Tratado de 1904″, sustentó.