(Prensa Latina).- Los servicios de Israel y Estados Unidos dedicados al enfrentamiento bélico en el ciberespacio ya han iniciado secretamente los ataques contra los sistemas informáticos industriales y nucleares de Irán, según advierten varios medios de prensa estadounidenses. La revista Forbes destaca que tanto Estados Unidos como Israel son los dos países que mayores inversiones han realizado en los últimos años en investigaciones sobre guerra cibernética a nivel mundial.

La utilización de sofisticados métodos de Guerra Cibernética conjuntamente con los más recientes avances en esa materia aportados por las fuerzas armadas de Estados Unidos constituye un pilar principal en la estrategia militar de Israel, apunta el sitio iraní Debka Files.

Ya está en marcha un callado, aunque poco disimulado, ataque contra las principales instalaciones iraníes donde se viene utilizando un poderoso virus informático denominado Stuxnet, según publica el sitio NetworkWorld.com..

Este virus, apunta la misma fuente, es el más destructivo de todos y esta diseñado para infestar redes informáticas en complejos industriales, reactores nucleares y en toda la infraestructura de las comunicaciones militares.

Mahmoud Alyaee, secretario general de los servidores informáticos iraníes, declaró el 25 de septiembre último que más de 30 mil computadoras han sido infestadas y puestas de baja con ese desconocido virus informático, destacó el blog highbeam.com .

Los expertos reconocen que un virus tan agresivo solamente pudo ser elaborado en países con muy avanzados medios técnicos como Israel y Estados Unidos ya que ningún hacker en solitario contaría con los recursos necesarios para diseñarlo señala en Internet news.cnet.com.

El Jefe del Departamento de guerra Ciber Espacial en el Pentágono, Vice Almirante Bernard McCullough, declaró ante el Congreso el 23 de septiembre que el nuevo virus Stuxnet tiene características nunca antes vistas y que es el peor de todos los existentes porque posee la capacidad de cambiar repentinamente todo el entorno y mutar con frecuencia.

Según la misma fuente, no solamente toma el control de todos los sistemas sino que sustrae de los mismos la información clasificada y la transfiere al extranjero sin que nadie pueda percatarse de estas operaciones subrepticias.

La agencia Reuter reportó que existe en las fuerzas de defensa israelitas una nueva unidad especializada en guerra en el ciberespacio que cuenta con una avanzada tecnología copiada de otras similares que posee el Pentágono.

Las investigaciones militares dirigidas a sabotear a las principales redes computarizadas iraníes, fueron confirmadas por primera vez el pasado año por el jefe de la inteligencia militar israelita Mayor General Amos Yadlin.

El gobierno del actual Primer Ministro Benjamin Netanyahu a partir de aquel anuncio ha otorgado alta prioridad a esta modalidad de combate donde pueden realizar acciones ofensivas promoviendo ataques con distintos virus contra las instalaciones secretas de sus adversarios. Analistas militares en Estados Unidos consideran que los ataques cibernéticos ofrecen una “invisibilidad conveniente” y que actualmente son más efectivos que si Israel hubiera utilizado su poderío aéreo para realizar bombardeos en la profundidad del territorio de Irán.

En los últimos dos años la inteligencia militar de Israel, especializada también en la instalación de escuchas telefónicas, recepción de fotos e imágenes satelitales y otras variantes de espionaje electrónico, ha operado una unidad secreta subordinada al servicio de contrainteligencia Shin Bet, según apunta el tanque pensante estadounidense Stratfor, conformado por ex oficiales dedicados a estudios estratégicos.

Para algunos especialistas ahora todo apunta a que Israel ha trazado sus prioridades militares alejándosede la opción de iniciar una agresión contra Irán cuyas instalaciones nucleares están demasiado distantes, esparcidas y muy bien fortificadas.

Incluso ante la posibilidad de que los bombarderos israelitas sean efectivos en la destrucción de los blancos programados no podrían resistir la andanada coheteril que, como represalia, Irán lanzaría contra ellos, informa www. straitstimes.com

John Chipman, Director del evento internacional Cyber Warfare 2011, donde asistieron 160 expertos de las 18 naciones más avanzadas en esta materia dijo:

“La Guerra en el ciberespacio va a revolucionar radicalmente los enfrentamientos bélicos futuros ya que la velocidad y el anonimato de estos sofisticados ataques, que no están reglamentados por el derecho internacional, hacen que contrincantes o aliados sean propensos a utilizarlos masivamente en el futuro con probabilidades de causar graves daños globalmente”.

* El autor es jefe del Departamento de Difusión de Prensa Latina.