(ABI).- El gobierno creó el miércoles la Agencia Boliviana Espacial (ABE) para ejecutar el programa que permitirá a Bolivia contar inicialmente con un satélite propio, informó el ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda Walter Delgadillo.

Mediante el Decreto Supremo 423 promulgado por el Presidente Evo Morales y el pleno del Gabinete Ministerial que se reunió el lunes en el palacio de Gobierno, se dio inicio oficialmente al programa espacial boliviano.

Delgadillo dijo que este programa “es muy importante para Bolivia porque mediante el mejoramiento de los sistemas de comunicación se promoverá el desarrollo de la producción, educación, salud, detección de los efectos de los fenómenos naturales, la tecnología y otros”.

Hizo conocer que el programa satelital se iniciará con un desembolso de un millón de dólares provenientes del Tesoro General de la Nación (TGN), pero podrá captar recursos adicionales de préstamos y de la cooperación internacional.

“La ABE trabajará con carácter descentralizado a cargo de un Directorio integrado por representantes de seis Ministerios y un Director que será designado por el presidente del Estado de una terna presentada por el Ministerio de Obras Públicas”, afirmó. La institución tendrá su propia personería y autonomía de gestión administrativa.

“Se encargará de ejecutar el proyecto de construcción puesta en órbita del satélite Tupac Katari, pero también de promover otros programas satelitales que beneficien al país”, y también elaborará programas para captar transferencia de tecnología y formación de recursos humanos.

“La ABE será la contraparte nacional para concretar la construcción y financiamiento del satélite boliviano con China para concretar su lanzamiento al espacio y puesta en órbita”, señaló.

La ABE realizará estudios de geoprospección satelital en el país que serán utilizados para determinar la cantidad de recursos minerales, hidrocarburíferos, biodiversidad, recursos hídricos y otros, explicó a la ABI Roger Carvajal, viceministro de Ciencia y Tecnología.

“La ABE tiene una cantidad de actividades que va a desarrollar y que se refieren a prestar servicios; la tecnología espacial es muy amplia y la que nos interesa es la relacionada con la geoprospección. Se van a realizar estudios con las fotos satelitales para conocer la tierra en sus recursos naturales, para saber si hay recursos minerales, cosechas, agua, fallas geológicas y otros”, dijo.

Carvajal explicó que la ABE tendrá que concretar convenios con empresas que brindan servicios satelitales de geoprospección para que éstas envíen fotos a una estación terrena que será construida en el país con recursos propios. De esa manera se reducirán los costos para los Municipios cuando tengan que realizar estudios catastrales directamente.

“Las fotos que se saquen se las podrá capturar aquí en base a una estación terrena específicamente para geoprospección. Es un proyecto que lo vamos a incorporar y esperemos que en poco tiempo podamos establecer negociaciones”, agregó.

Carvajal dijo que ese tipo de trabajos se realizarán hasta que Bolivia cuente con un segundo satélite que será específicamente para geoprospección.

Aseguró que será el Estado quien tenga que invertir en la base terrena debido a que se trata de una demanda de los sectores productivos del país, con la creación de un fondo de financiamiento.

“Nos estamos reuniendo con los sectores para que ellos hagan sus demandas respecto a estos temas a fin de organizar cómo va a ser esta actividad que tiene sus costos que los sectores van a asumirlos. Es una de las metas originales que precisamente impulsó el tema del satélite”, dijo.

Carvajal dijo que a partir de la promulgación del Decreto se tiene que convocar a las personas que se van a hacer cargo de la institución para que trabajen en la implementación de los diferentes proyectos.