(Enlared).- Se establecerá una modalidad intermedia de contratación en los municipios para obras y servicios cuyo costo oscile entre 200 mil y 500 mil bolivianos, con un proceso más ágil y simplificado que el de la licitación. Además, se creará un Registro Único de Empresas (RUE) y una central de riesgos para que cada empresa registre su información institucional y se conozca su desempeño en anteriores contrataciones, información que ya no será necesario adjuntar en cada convocatoria.

Más de una veintena de modificaciones a los procesos de contratación pública en los gobiernos municipales simplificará y agilizará la inversión edil. Este es el resultado de un trabajo conjunto entre el Gobierno y la Federación de Asociaciones Municipales de Bolivia (FAM), que se concretará en los próximos días en un nuevo decreto supremo.

Fruto de estas negociaciones, se cambiará el monto máximo para compras menores, que se incrementará de Bs 160 mil a 200 mil y se establecerá una modalidad intermedia entre Bs 200 mil y Bs 500 mil para la contratación de obras con un proceso más ágil y simplificado que el de la licitación, informó el vicepresidente de la FAM, Luis Revilla.

“En los municipios rurales no contamos con personal ni recursos para atender todas las exigencias en procedimientos y lo que se verá ahora es simplificar todo esto para hacer más obras y proyectos que en última instancia beneficiarán al pueblo”, explicó a su vez el presidente de la FAM, Atiliano Arancibia.

Plazos

Además, los plazos mínimos del procedimiento de licitación pública nacional se reducen de 25 a 20 días y en convocatorias internacionales de 35 a 30. Por otra parte, otro de los acuerdos señala que en los procesos de contratación para el desayuno escolar en municipios grandes como las capitales se aplique las normas de licitación pública nacional, sin considerar los montos.

Esta medida simplificará el trámite para municipios como La Paz que por los montos de adjudicación han tenido que someterse a procedimientos de licitación internacional para la provisión de insumos del desayuno escolar.

También se discute que los municipios más pequeños (A y B) pueden contratar a organizaciones locales para ciertos servicios generando empleo al interior de los municipios.

Publicaciones

Una de las modificaciones aprobadas señala, por otra parte, que los gobiernos ediles ya no tendrán la obligación de publicar sus convocatorias de licitación pública en la Gaceta Oficial de Convocatorias ni en periódicos de circulación nacional. Ésta se efectuará, junto con otros mecanismos de difusión en medios locales, sólo si así lo dispone el gobierno edil convocante.

Según los cambios acordados, el único medio de difusión obligatorio será el Sistema de Información de Contrataciones Estatales (Sicoes), dependiente del Ministerio de Hacienda, a través de su página web http://www.strato-webmail.de/derefer.php?go=aHR0cDovL3d3dy5zaWNvZXMuZ292LmJvLw==&PHPSESSID=36565273b3d5f72e3e56e23c3f31cfce.

Pero este registro, que hasta ahora es obligatorio hacerlo “en línea” para todos los municipios, incluso aquellos que no tienen acceso al Internet, se podrá efectuar en forma impresa, vía fax o correo regular para los municipios de categoría A y B, es decir, que tienen hasta 15 mil habitantes.

RUE y central de riesgos

En cuanto a medidas de mediano plazo se acordó incluir la aprobación de una ley que establezca la creación de un Registro Único de Empresas (RUE), en el cual toda empresa que se presente a una licitación se inscriba y presente toda su documentación de respaldo institucional.

De esta manera, ya no tendrá que volver a hacerlo en cada convocatoria. “Así los municipios y las empresas evitarán el papeleo que se tiene ahora para cada proceso de contratación”, explicó Revilla.

Además se crearía una central de riesgos donde se registrarán los antecedentes de las empresas en cuanto a los servicios u obras que habrían realizado anteriormente en otros municipios. “Las empresas que han hecho obras o servicios de mala calidad no podrán volver a ser contratadas”, enfatizó el munícipe.

Modificaciones como la simplificación de las contrataciones por excepción en caso de emergencias y la posibilidad de incluir el precio referencial y no sólo el más bajo en las compras menores, son parte de este proceso de agilización de la inversión que a través de comisiones técnicas se terminarán de definir entre el gobierno y los municipios.

Finalmente, se acordó que el gobierno presente propuestas a los municipios para facilitar la adquisición de maquinaria y equipamiento a través de créditos directos o con aranceles preferenciales.

Este proceso de simplificación de trámites se inició la noche del 22 de agosto en Palacio de Gobierno después de la reunión realizada entre alcaldes y concejales con el presidente de la República, Evo Morales.

En dicho encuentro se conformaron comisiones de trabajo que después de dos semanas lograron consensuar una propuesta de desburocratización de la gestión pública que se traducirá en un drecreto supremo y leyes en los próximos días y meses, respectivamente.