El business de los campeonatos mundiales de fútbol

Rodolfo Faggioni

junio 6, 2006Publicado el: 3 min. + -

Es impresionante como en los últimos ocho años, los derechos televisivos de los campeonatos mundiales de fútbol hayan aumentado de modo expotencial: en 1998 la FIFA cobró 90 millones de ?uros, este año, en los mundiales que se jugarán en Alemania, la FIFA cobrará 910 millones de ?uros. Son cifras enormes que explican la aprobación unánime alcanzada por el dios-balón.

En pocos años el fútbol se ha vuelto un show-business de dimensiones colosales enriqueciendo a todas las Federaciones de Fútbol de todos los continentes amigas o enemigas.

Se prevè que en este mundial, unos cinco mil millones de espectadores de todo el mundo asistirán a los partidos mediante los circuitos televisivos, confirmando el "exploit" que ha vivido el tele-balón en estos últimos años. Cuando en 1982, Italia alzó la Copa del Mundo en el estadio Bernabeu de Madrid, fueron 6.500 las horas transmitidas por la televisión en cien países. En el 2002 se transmitieron 41.435 horas y los países colegados eran 213.

En algunos países la atracción de los Campeonatos Mundiales de Fútbol llega al 92% de los habitantes como es el caso de Brasil. El fútbol es el deporte televisivo que prevalece en toda Europa, Centro y Sud América y parte del Asia.

Del mismo modo los «patrocinadores» televisivos han aumentado, decuplicando las inversiones en poco más de quince años. En Italia '90 los "partner" fueron 10 con una inversión total de 65 millones de €uros, en Alemania '06 los «partner» serán quince con una inversión de 650 millones de €uros. Los grandes multinacionales continúan apostando siempre mas sobre los goles-mundiales aunque las 32 selecciones nacionales representen solamente el 23% de la población mundial.

Ente las Federaciones europeas, la que gana más gracias a los «patrocinadores» es Inglaterra con 70 millones de €uros, sigue Alemania con 24 e Italia con 22. Según una sociedad alemana de «marketing», el jugador de fútbol más costoso para los «sponsor» es el brasilero Ronaldinho que juega en el Barcelona. Gana en un año 47 millones de €uros reproduciendo su imágen en artículos deportivos, productos de tocador o de moda. Siguen los ingleses Beckam y Rooney, el ucranio Ibrahimovic y el italiano Alessandro del Piero.

El valor de las entradas para presenciar los partidos de fútbol «en vivo» representan actualmente la voz secundaria en el balance del fútbol mundial respecto a la lluvia de millones que llegan de la TV y de los «patrocinadores». En Alemania los espectadores serán 3.070.000 y se jugarán 64 partidos de fútbol, en USA '94 fueron más: 3.587.000 con 52 partidos. La media de los espectadores en los EE.UU. fue de 68.991 por partido, un verdadero «record» en un país donde sólo el 17% de la población sigue el Mundial de Fútbol.

Los alemanes esperan de recibir la visita de millones de turistas, muchos de los cuales visitarán las ciudades de arte, aunque no se interesen de fútbol. El Ministerio de Finanzas del gobierno Merkel espera en un incremento en un mes de cuatro mil millones de €uros (+0.2%) de la economía nacional. No es poco.

Atrás