Marcos Hernández reconoció que la SIP tiene un doble discurso, ya que ellos “determinan que un país tiene libertad de expresión cuando los gobiernos están arrodillados a los intereses de la Sociedad Interamericana de Prensa, mientras aquellos gobiernos que enfrentan el poder hegemónico monopólico entonces son acusados de violar la libertad de expresión”.

“En Venezuela está garantizada la libertad de expresión, no por los medios de comunicación sino por una sociedad que se ha hecho más participativa, y que va de la mano de un Gobierno Revolucionario que ha entendido que es un derecho fundamental. Además hemos pasado de una libertad que estaba confiscada por los dueños de medios a una libertad de expresión que es plural e interactiva”. Así lo señaló, en la sede de su despacho el presidente de la ONG Periodistas por la Verdad, Marcos Hernández.

En el marco de la entrevista reiteró que la derecha tiene una visión muy limitada de la libertad de expresión, pues “para ellos es académica, tiene que ver sólo con las cuatro paredes de la radio, la tv, y la libertad de expresión es el derecho que tenemos todos de expresarnos a viva voz, o por escrito los pensamientos e ideas”. En este sentido, en Venezuela se ha diversificado las opiniones, pues gente que estaba invisibilizada por los grandes medios ahora tiene la oportunidad de expresarse gracias a los 240 medios alternativos que han surgido a lo largo de esta democracia protagónica.

Al ser consultado sobre los recientes cuestionamientos a Venezuela por parte de la 68 reunión de la Asamblea de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), realizada en Brasil, en la que se señala al país de intentar “silenciar” el periodismo, indicó Marcos Hernández, que esas críticas “no son más que un sangrar por la herida como consecuencia de la derrota del candidato opositor en las recientes elecciones presidenciales. La derrota de Capriles es la derrota de la SIP, es decir, de las grandes corporaciones mediáticas del continente”.

Es por ello que “la SIP no tiene moral para dictar ninguna resolución contra el gobierno venezolano en el campo de la libertad de expresión. Nada más vergonzoso que el comportamiento de la prensa escrita durante la campaña electoral que acaba de terminar, durante la cual, violando los principios éticos del equilibrio informativo y de la información veraz y oportuna, desencadenaron de manera grosera y abusiva una feroz ofensiva para posicionar artificialmente la candidatura de la derecha e invisibilizar, al mismo tiempo y de forma oprobiosa, la candidatura del presidente Chávez”.

Asimismo analizó que “claramente, se deduce de esto que los periódicos afiliados a ese club corporativo que es la SIP constituyen la mayor amenaza al ejercicio de la libertad de expresión en nuestros países, puesto que supeditan la necesidad de los ciudadanos de estar bien informados, a sus propios intereses políticos y económicos”.

Destacó que las naciones de Ecuador, Argentina y Venezuela, salieron criticadas porque actualmente son gobiernos que apuestan a una democratización de la libertad de expresión y de la comunicación. Sin embargo, no dicen nada de Colombia, donde hay una gran cantidad de periodistas que han sido asesinados, en Honduras, luego del derrocamiento de Zelaya van más de un centenar de comunicadores muertos, y en Chile tras 95 años de creado, cierran el periódico La Nación.

Igualmente, reconoció que la SIP tiene un doble discurso, ya que ellos “determinan que un país tiene libertad de expresión cuando los gobiernos están arrodillados a los intereses de la Sociedad Interamericana de Prensa, mientras aquellos gobiernos que enfrentan el poder hegemónico monopólico entonces son acusados de violar la libertad de expresión”.

Durante la entrevista Marcos Hernández, egresado de la universidad del Zulia, reflexionó que esta lucha que se está dando en esas naciones debe darse en el continente porque aislada sería inútil, es por ello que realizó un llamado a los comunicadores a “defender los intereses de nuestras sociedades, además del periodismo que es la verdad y la pluralidad”.

En referencia al reciente llamado a la ofensiva comunicacional que realizó el presidente Hugo Chávez, de llegar a todos los medios y en todos los niveles para difundir e informar sobre la gestión gubernamental, indicó el experto en comunicación que entiende la preocupación del Jefe de Estado, quien ha estado sujeto a las limitaciones por no ser amigo de las grandes corporaciones mediáticas, trayendo como consecuencia que no se den a conocer los diversos logros que se han obtenido a lo largo de estos 13 años del Proceso Revolucionario, pues esa élite se ha comportado como una tolda política, prevaleciendo sus intereses antes que los del Poder Popular.

En cuanto a sí se puede logar una información objetiva, veraz y oportuna, indicó el representante de la ONG, que “si trabajamos con trasparencia se logra, esta es un administración muy abierta que no tiene que ocultar nada, si nosotros somos militantes de este gobierno y creemos que tenemos una sociedad sujeta y madura como para asimilar la información oportuna, veraz y sin sesgo que le puedan ofrecer los periodistas, cuya única atadura sería la ética, y la verdad”.

Cabe destacar, que la Organización No Gubernamental Periodistas por la Verdad surge después de la crisis del paro petrolero en el año 2002 en el estado Carabobo, hoy a más de diez años de creado existe presencia activa de representantes en cada una de las regiones del país.

Finalmente, Marco Hernández presidente de la ONG, es fiel creyente que los medios de comunicación deben estar en manos de los periodistas que lleguen a la verdad de los hechos a través de la investigación, sin la sombra de los intereses empresariales que buscan lucrarse a través de la noticia.

La autora es periodista, analista político en Venezuela.