Libro de Roberto Brockmann. En su introducción agradece a Mariano Baptista Gumucio, quien en su libro sobre Pando y Jáuregui duda de los méritos de Abel Iturralde, para que una Provincia lleve su apellido desde 1938; Busch lo premió porque fue el único que advirtió sobre el contrato con la Standard Oil Co., firmado después por Bautista Saavedra en 1922, empresa que violó en 1911 la Ley Shermann en los USA. Después como Canciller también previno en 1928: “Si hoy vamos a la guerra en las mismas circunstancias y condiciones en que fuimos a la Guerra del Pacifico en 1879, no sólo tendremos que lamentar la pérdida de todo el territorio del Chaco, tal vez la pérdida de otras grandes porciones del territorio nacional…Por ello es que yo insinuó un poco de serenidad… no es suficiente contar con entusiasmo patriótico. Es necesario tener todos los elementos…”

A la vez Daniel Salamanca, “El Hombre Símbolo”, clamaba por una Bolivia en guerra “…necesitamos someternos a la prueba del fuego, que no puede ser otra que el conflicto con Paraguay…” existente desde 1879. Sostenido por el pueblo en sus manifestaciones del 10 diciembre de 1928, debido al ataque paraguayo al Fortín Vanguardia del 5 diciembre 1928, defendido con 5 balas, podía motivar asonadas contra Hernando Siles.

Antes Montes presentó ante la Liga de las Naciones en octubre 1919, un Memorándum sobre la cuestión del Pacífico y derechos de Bolivia a la soberanía de Tacna y Arica basado en el Tratado de 1826, desestimado en septiembre 1921. Sólo lo apoyó Franck B. Kellog del Pacto Kellog Briand firmado el 27 agosto 1928, motivo de su Premio Nobel de 1929. Entre 1922 y 1923 Bolivia deja de pagar sus cuotas a la Liga, por su pobreza absoluta y Bautista Saavedra en 1921 firmó el discutido empréstimo Nicolas.

Ya Hernando Siles Presidente en 1926, el geólogo alemán Ernst Barth afirmó “En ninguna parte del mundo he visto más manifestaciones de petróleo.” Mientras la Standard Oil fue pillada en irregularidades. Entretanto la diplomacia conducida por Felix Avelino Aramayo, amigo de Poincaré, fracasó en su pedido a la Liga de la revisión del Tratado de 1904 y Tratado de Ancón.

La Bolivia del Fortín Vanguardia estaba olvidada por sus políticos y diplomáticos, preparando saludo al Presidente estadounidense recién electo Herbert Hoover en gira por América Latina. El 8 diciembre 1928 la delegación boliviana de 80 personas, fue recibida en el acorazado Mayflower, Antofagasta.

Brockmann relata también el debate sobre el armamento Vickers del 12 diciembre 1928. Asimismo la retoma boliviana del Fortín Vanguardia, la toma de Boquerón hasta el 15 y al 20 de los fortines Valois Rivarola y Gral. Genes, abandonados posteriormente por una acción diplomática, mientras los políticos siguen disputándose por gobernar y sus diplomáticos en la práctica de reivindicaciones cuestionadas sobre el mar. Después Salamanca iniciará sacrificio de los soldados, incluido su hijo.