Los ingresos provenientes de la explotación de hidrocarburos ascenderían a entre 3.600 y 3.700 millones de dólares en 2012, y el total acumulado en los últimos seis años bordearía los 16 mil millones de dólares, pronostican YPFB y el Ministerio de Hidrocarburos y Energía.

En la época de la privatización (2001-2005), cuando las empresas privadas se apropiaban de la mayor parte del excedente petrolero, el Estado percibió apenas 1.454 millones de bolivianos como aporte de la empresa residual de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

Luego de la estatización de los hidrocarburos, YPFB dejó de ser una empresa residual, “se convirtió en el pilar de la economía nacional y se posicionó entre las 100 empresas más grandes de Latinoamérica, según la revista especializada América Economía”, destacó el viceministro de Desarrollo Energético Franklin Molina.

El sector de los hidrocarburos se ha convertido en la columna vertebral de la economía boliviana, con una participación del 50% en las exportaciones nacionales, seguido por la Industria Manufacturera (26%); Extracción de Minerales (19%) y Agricultura, Ganadería, Caza, Silvicultura y Pesca (3,5%).

En el período 2006-2011, YPFB generó para el Estado 9.494 millones de dólares en Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH), regalías, patentes e impuesto a utilidades y transacciones, informó el presidente de YPFB Carlos Villegas. La renta petrolera de 2011 ascendió a 2.986 millones de dólares y se proyecta un incremento del 20% en esta gestión.

Los ingresos por explotación de hidrocarburos en el país en 2012 crecerán 20%, hasta un aproximado de 3.600 o 3.700 millones de dólares. Eso significa que los ingresos acumulados en los últimos seis años ascenderán a 16 mil millones, “un promedio anual aproximado superior a los dos mil millones de dólares”, reveló el viceministro Molina en una entrevista con la cadena Telesur.

Solo en los primeros cuatro meses de 2012 Bolivia obtuvo 852 millones de dólares de renta petrolera, alrededor de 50% más que en igual período de 2011 ($us 572 millones); hasta mayo la renta ascendió a 1.062 millones de dólares, y en junio subió a 1.289 millones de dólares, 46% más que en 2011, cuando YPFB obtuvo 882,2 millones de dólares.

Según datos preliminares, en abril los ingresos por regalías y participaciones sumaron 79,6 millones de dólares y 141,5 millones por IDH, mientras que en mayo ascendieron a 97 millones y 175 millones de dólares, respectivamente. Hasta julio de 2012 las ventas de hidrocarburos redituaron 2.915,8 millones de dólares, casi 44% más que la renta obtenida en igual período de 2011 (2.027 millones de dólares), informó el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El aumento de los ingresos se atribuye principalmente al incremento de la producción y de los precios de comercialización del gas natural en los mercados de Bolivia y Brasil. En el primer trimestre, la producción bruta de gas natural y líquidos aumentó en 6,4 y 5,7%, respectivamente; se registró una producción promedio de 45,9 millones de metros cúbicos de gas al día (Mmcd) y de 45,3 millones de barriles diarios de petróleo condensado y gasolina natural.

En junio las exportaciones de gas natural alcanzaron un récord histórico con la venta de 54 Mmcd debido a la mayor demanda en Brasil y Argentina por la época de invierno, confirmó la Agencia Boliviana de Información. El ministro de Hidrocarburos y Energía Juan José Sosa explicó que el récord productivo se debió al inicio de la primera fase del Bloque Caipipendi, donde la producción se incrementó en 6 MMmcd.

En el primer trimestre del año el consumo promedio de gas en el mercado interno fue de 10 MMmcd; en Brasil fue 31 MMmcd y alrededor de 11.6 MMmcd en Argentina. En el primer semestre la demanda de gas en Brasil y Argentina aumentó 27% y 46,5%, respectivamente; Bolivia exportó a Argentina un promedio de 10,18 MMmcd, y Brasil alcanzó un tope máximo de 31,8 MMmcd.

En el primer semestre de 2012 las exportaciones bolivianas experimentaron un incremento generalizado que abarcó a todos los rubros: alimentos y bebidas (39%); suministros industriales (4%); combustibles y lubricantes (44,6%); bienes de capital (121%); equipo de transporte (150%); otros artículos de consumo (8,4%). No obstante, el aumento de las ventas de combustibles y lubricantes dio cuenta del 78% del incremento global, reportó la Asociación Latinoamericana de Integración (ALADI).

En los primeros siete meses las ventas de gas a Brasil sumaron 1.958 millones de dólares, y 956 millones las exportaciones a Argentina. En total, el sector generó 3.056 millones de dólares, 41% más de lo obtenido entre enero y julio de 2011 ($us 2.173 millones).

“Este año vamos a batir récord en ingresos porque nunca en la historia de Bolivia el país produjo 54 millones de metros cúbicos (de gas) por día”, mientras en 2005 la cifra llegaba a 42 Mmcd, aseguró Villegas. Según el viceministro Molina, el récord de ingresos no se debe solamente al boom de precios “porque mucho antes se empezó a tener precios favorables en el mercado internacional, por lo que se debe destacar la política de nacionalización que permitió renegociar los contratos”.