(ABI y PL).- El Servicio de Impuestos Nacionales (SIN) busca recuperar unos 5.000 millones de bolivianos de deudas tributarias de empresas y particulares mediante procesos judiciales y administrativos. La evasión de impuestos a nivel mundial genera pérdidas estimadas en unos 16 billones (millón de millones) de euros, ocultos bajo diversos esquemas en paraísos fiscales, según un estudio del grupo Task Justice Network.

“Son varios procesos, inclusive de muchos años atrás. Lastimosamente, el tema de la justicia tarda bastantes años y nosotros hacemos el seguimiento, hacemos el proceso, pero no podemos obligarles a que resuelvan de una vez”, lamentó el presidente del SIN Roberto Ugarte.

“Lo que está en procesos judiciales y también en la autoridad de impugnación tributaria pasan los 5.000 millones de bolivianos”, reveló y explicó que las gerencias regionales del SIN hacen el seguimiento de esos procesos en los estrados judiciales de todo el país y cobran las deudas en cuanto sale un fallo a favor de la administración tributaria, que puede optar por congelar cuentas bancarias, hipotecar bienes y otros mecanismos legales para recuperar los impuestos adeudados.

El SIN clausuró 2.360 actividades económicas en todo el país por no emitir facturas, en 3.627 intervenciones que se ejecutaron en el marco de un Plan Nacional de Fiscalización y de Controladores Fiscales. El proyecto de Controladores Fiscales comenzó a rendir frutos, considerando que entre abril y mayo de este año se realizaron 2.372 intervenciones, de las que 1.429 acabaron en clausura y 943 se acogieron a la figura de convertibilidad, lo que permitió recaudar 285.648 bolivianos.

De enero a mayo se cumplieron 1.255 intervenciones, de las que 931 terminaron en clausura, por no emitir factura, y 324 se acogieron a la convertibilidad pagando una multa para evitar el cierre temporal de sus negocios. La Gerencia Distrital de Cochabamba ejecutó 775 intervenciones, seguida de La Paz con 486, Oruro 434, Tarija 317, El Alto 302, Potosí 291, Yacuiba 351 intervenciones y Santa Cruz 107 intervenciones.

El proyecto se ejecuta de forma paralela a una campaña masiva de concientización dirigida a la ciudadanía en general y a los propietarios de actividades comerciales. El SIN creó el Registro de Riesgo Tributario (RRT) a través de la Resolución Normativa 10-0012-12 del 1 de junio de 2012, con el propósito de reforzar los sistemas de control fiscal y prevenir los delitos tributarios cometidos a través de la clonación de facturas y la evasión en el cumplimiento impositivo.

El RRT tendrá información clasificada de importancia tributaria, proporcionada por las diferentes dependencias del SIN, así como de otras fuentes externas, cuya administración estará a cargo del Departamento Nacional de Investigación Fiscal. En el RRT serán incorporadas aquellas personas que comentan ilícitos como clonación de facturas y recurrentes omisiones en el pago de impuestos y presentación de declaraciones jurada, y aquellos que no realicen la actividad económica gravada declarada. También registrará a los usuarios con domicilio inexistente, con deudas tributarias significativas y cuando se evidencie información falsa en el Padrón Nacional de Contribuyentes.

El SIN justificó esa medida tras detectar casos de personas naturales y jurídicas que se registraron en el Padrón Nacional de Contribuyentes para obtener beneficios económicos indebidos, emergentes de la emisión de facturas que generan crédito fiscal. Ugarte aclaró que se investigará no solamente al que extendió esa factura, sino también a las personas que utilizan notas fiscales para sus descargos tributarios sabiendo que no existió transacción alguna.

En caso de infracción, la administración tributaria podrá aplicar sanciones desde “la suspensión de la autorización para la dosificación de facturas, suspensión de modificación de datos en el Padrón Nacional de Contribuyentes hasta la suspensión en la emisión o entrega de CEDEIMs (certificados de devolución impositiva)”.

Ugarte subrayó que la recaudación llegó a 19.071 millones de bolivianos en los primeros seis meses de 2012, un 31% más respecto a similar período de 2011. Las recaudaciones por concepto del Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH), Impuesto a las Utilidades de las Empresas (IUE) y el Impuesto al Valor Agregado (IVA) representaron casi 80% del total. Las recaudaciones del IUE aumentaron 42%, del IVA 25% y del Impuesto a las Transacciones (IT), 20%.

El ministro de Economía Luis Arce resaltó que las recaudaciones tributarias en 2011 superaron en 34% a las registradas en 2010, y se duplicaron en los últimos seis años hasta alcanzar más de 41 mil millones de bolivianos, equivalentes a seis mil millones de dólares.

Según Arce, desde 2006 el Tesoro General de la Nación depende menos de los sectores de Minería e Hidrocarburos para aumentar sus ingresos con el cobro de otros tributos, producto del aporte de los bolivianos a través del consumo interno. El ministro anunció que se prevé definir la reglamentación del pago del impuesto adicional de la banca, sector que ha registrado importantes utilidades, por el cual se prevé recaudar alrededor de 20 millones de dólares.

Pérdidas multimillonarias por evasión fiscal en el mundo

Un estudio del grupo Task Justice Network revela quepersonas con enormes fortunas han aprovechado las insuficiencias en la legislación para esconder alrededor de 16 billones (millón de millones) de euros. El experto James Henry -autor del informe- indicó que los capitales están protegidos por profesionales del sector privado, expertos en contabilidad, bancarios e inversionistas.

La investigación sugirió que los fondos se trasladaron hacia cuentas localizadas en Suiza e Islas Caimán con el respaldo de la banca privada. A manera de ejemplo, el estudio mencionó a los 10 principales bancos privados del orbe -entre ellos UBS y Credit Suisse (Suiza) y Goldman Sachs (Estados Unidos)-, los cuales gestionaron casi cinco billones de euros en 2010.

Tomando como base datos de diversas instituciones, entre ellas el Fondo Monetario Internacional, Henry reveló las enormes diferencias existentes. De esa forma, cerca de ocho billones de euros están en manos de solo 92 mil personas, equivalentes a apenas el 0,001% de la población mundial. Los enormes recursos monetarios en manos de unos pocos contrastan con la extensión de flagelos sociales como el hambre, la cual afecta a cerca de mil millones de personas en todo el planeta.

Hace poco el diario británico The Sunday Times informó queunas 100 mil propiedades están registradas en 122 territorios extranjeros, lo cual supone una pérdida de alrededor de 1.200 millones de euros en impuestos para el país. En los últimos 12 años, 94.760 bienes inmuebles, que incluyen castillos, fincas e incluso garajes, fueron registrados fuera de Reino Unido y en paraísos fiscales para evitar el pago de impuestos, estima el Registro británico de la propiedad.