(Agencias).- La Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) distinguió al Presidente del Estado Plurinacional de Bolivia Evo Morales con el título de “Embajador Especial de la Quinua para el Mundo”, en una ceremonia realizada este lunes en la sede del organismo en Roma, Italia. La FAO creará una secretaría técnica encargada de promocionar el consumo mundial del grano andino.

A pedido del gobierno boliviano y en reconocimiento al alto valor nutricional de la quinua, el 18 de noviembre del año pasado la ONU declaró al 2013 Año Internacional de la Quinua, y este 11 de junio de 2012 el director general de la FAO José Graziano Da Silva nombró oficialmente al Presidente Morales “Embajador Especial de la Quinua”.

La quinua (Chenopodium quinoa willd) es un grano originario de los Andes sudamericanos, cultivado desde hace más de siete mil años, con una amplia variedad genética de más de tres mil ecotipos. Solo en Bolivia existen alrededor de 30 variedades exclusivas.

“Durante años la quinua era mal vista igual que el movimiento indígena. Recordar ese pasado es recordar una discriminación a la quinua y ahora después de tantos años se recupera y se reconoce como el alimento más importante para la vida. Incluso la reina Sofía en España sirvió este alimento en el matrimonio de sus hijos”, destacó Morales.

Tras reconocer que la quinua es el único alimento vegetal proteico capaz de sustituir a las proteínas de origen animal, en 1994 la Administración Nacional de la Aeronáutica y el Espacio de Estados Unidos (NASA) incluyó el grano en el Sistema Ecológico Controlado para mantener la Vida (CELLS), y actualmente lo utiliza en la dieta regular de los astronautas. (http://nasa.gov).

En 1996 la FAO catalogó a la quinua como uno de los cultivos promisorios para la humanidad, no sólo por sus propiedades y sus múltiples usos, sino también por considerarla una alternativa para solucionar los graves problemas de nutrición humana. Según la FAO, entre 16 y 20% del peso del grano son proteínas y aminoácidos, razón por la cual su contenido proteico duplica al del trigo, arroz, maíz y avena.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) clasifica a la quinua como uno de los alimentos más ricos en proteínas, aminoácidos esenciales, vitaminas del complejo B, en niveles cercanos albalanceideal. El grano contiene 40% más de lisina que la leche y es rico en vitaminas A, C, D, B1, riboflavina B2, B6, y ácido fólico, además de fósforo, potasio, hierro, magnesio y calcio. Contiene también fitoestrógenos que previenen la osteoporosis, arterosclerosis, cáncer de mama y otras enfermedades crónicas femeninas postmenopáusicas.

La FAO y Evo masificarán el consumo

Bolivia fue el primer productor mundial de quinua ecológica en 2011 con una producción de 20.366 toneladas y ventas por más de 63 millones de dólares en 2011. Canadá, Francia, Holanda y Japón absorbieron más del 80% de las exportaciones bolivianas el año pasado.

Según el Instituto Nacional de Innovación Agropecuaria y Forestal (INIAF), Bolivia es el primer productor y exportador de quinua en el mundo y controla más del 70% del mercado internacional. El director del INIAF Lucio Villca estima que este año el país producirá más de 44 mil toneladas, tras la cosecha de alrededor de 69.972 hectáreas.

Se calcula que el 50% de la producción nacional se exporta legalmente, alrededor de 40% sale de contrabando y el restante 10% se consume en el mercado interno. Los productores prefieren vender el grano en el mercado internacional alentados por el auge del precio de la tonelada métrica (TM), que casi se ha triplicado en los últimos seis años.

En 2007 la TM de quinua costaba 1.245 dólares y en 2012 alcanzó los 3.237 dólares. “En correspondencia con este comportamiento del mercado mundial, la superficie cultivada se ha incrementado de 48.897 hectáreas en 2007 a 64.770 hectáreas en 2011”, informó el Centro de Estudios para el Desarrollo Laboral y Agrario (Cedla).

Según el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras, en 2008 el 43,5% de la producción se exportó legalmente, 38% salió de contrabando y sólo el 18,5% se destinó al consumo interno. Un informe del Consejo Nacional de Comercializadores y Productores de Quinua (Conacoproq) señala que en 2008, debido al incremento de las exportaciones y al contrabando, sumado al alto precio en el mercado interno, el consumo nacional de quinua representaba tan sólo el 10% de la producción, indicó el Cedla.

El Presidente Morales celebró la masificación del consumo de quinua en los últimos años. “Han europeizado el consumo y quisiéramos compartir estas vivencias de Bolivia, de Perú, de los hermanos indígena campesino originarios”. El secretario general de la FAO dijo que es posible encontrar quinua en varios países del mundo, inclusive en Italia; sin embargo, todavía es un producto orgánico de difícil acceso para la población en general, sobre todo por su elevado costo.

“Lo que nosotros queremos como FAO es popularizar el uso de ese cereal porque definitivamente creemos que es de una calidad nutricional que puede aplacar el consumo y enfrentar el tema de la diversificación de cultivos que tanto necesitamos. LA FAO estará en los próximos años empeñada en promover la utilización de este cereal como parte de la recuperación de los productos tradicionales indígenas”, confirmó José Graziano da Silva. Con ese propósito se creará una secretaría técnica con sede en Santiago de Chile a cargo de Raúl Benítez.

Hace poco Argentina, Chile, Ecuador, Perú, Egipto y Francia, productores del grano andino, crearon el Comité Internacional de la Quinua presidido por Bolivia, que se encargará de organizar este año el Cuarto Congreso Mundial de la Quinua en Ecuador.

Con información de ABI.