Tokio, Seúl, Beijing, Berlín, Pretoria, México, Montevideo y Quito (PL).- China lideró la producción mundial de automóviles en 2011, mientras que la japonesa Toyota Motor encabezó las ventas mundiales de vehículos en los primeros tres meses de 2012, seguida de la estadounidense General Motors y la alemana Volkswagen. Los fabricantes asiáticos ganan espacio en el mercado norteamericano.

En la gestión 2011, China lideró la producción global de automóviles (18.418.876 unidades), seguido por Estados Unidos (8.654.000), Japón (8.399.000), Alemania (6.311.318) y Corea del Sur (4.657.094). En los puestos seis y siete aparecen India con 3.936.448 unidades, y Brasil con 3.406.150 vehículos, según la Organización Mundial de Productores de Automotores (OMPA).

México subió un peldaño en el ranking mundial y desbancó a España para colocarse como el octavo fabricante de automóviles. El pasado año México fabricó más de 2,6 millones de vehículos, lo cual representó un crecimiento de 14,4% respecto a 2010, cuando salieron de la industria unos 2,3 millones de unidades. Tal crecimiento fue considerado como el mejor del top de los 10 productores mundiales, informó el periódico El Economista citando datos de la OMPA.

Toyota asumió el liderazgo de la industria automotriz a partir de 2008, pero el año pasado descendió a la tercera posición debido a problemas de producción. Las cadenas de montaje se vieron afectadas por el sismo y tsunami en Japón, unido a las inundaciones que golpearon a varias zonas de Tailandia.

Por tal motivo, la empresa japonesa experimentó en el año fiscal 2011 una caída del 30,5% en sus beneficios netos respecto al ejercicio precedente, pero en 2012 espera ganancias netas por 9.500 millones de dólares, apoyadas en un crecimiento del 18,3% en la comercialización de automóviles. Sus ventas en Norteamérica (Canadá, Estados Unidos y México) deben crecer en 26%, en el mercado interno nipón 6%, en Europa 10% y 34% en el resto de Asia.

En el primer trimestre de 2012, Toyota Motor vendió 2,49 millones de vehículos. En la segunda posición quedó la estadounidense General Motors con 2,28 millones de automóviles y camiones comercializados, seguida de la alemana Volkswagen con 2,16 millones de unidades vendidas, informó Bloomberg.

Los fabricantes asiáticos de vehículos ganan espacio en el mercado estadounidense, alentados por un incremento del 10% en las ventas en marzo de 2012. Según estadísticas de la firma Autodata Corporation, en el periodo de referencia las compañías de Japón y Surcorea comercializaron 668.385 unidades y alcanzaron una participación del 47,6% en el mercado norteamericano.

Destacaron Toyota Motor, el mayor fabricante asiático, con un total de 203.282 vehículos vendidos para acumular así la cantidad mensual más significativa desde 2008, y acaparar el 14,5% del mercado estadounidense. Nissan experimentó un repunte del 13%, en tanto las surcoreanas Hyundai y Kia Motors lograron colocar 127.233 automóviles y camiones ligeros, para un crecimiento del 20%. La expansión llegó también a marcas como Subaru (20%) y Mazda (4,8%). En contraste, registraron retrocesos Honda (5,3%) y Mitsubishi (5,3%).

Las exportaciones de automóviles de Surcorea aumentaron 18,1% en marzo de 2012 respecto a igual etapa anterior, favorecidas por una fuerte demanda de vehículos pequeños y deportivos utilitarios, que sumaron un récord de 305.257 unidades. La producción se incrementó en 6,3%, hasta 420.759 unidades, informó el Ministerio de Economía del Conocimiento.

En el caso del primer modelo, las ventas al exterior subieron 30,4% y las del otro lo hicieron en 17,4%. También mejoró el precio promedio de esas exportaciones, que escaló 8,3% al compararlo con marzo de 2011, y se situó en 14.300 dólares. Esos resultados contrastaron con los de las ventas en el mercado nacional, que registraron una baja interanual de 8,9% y se estimaron en 131.510 unidades.

De enero a marzo pasado, las exportaciones surcoreanas de automóviles avanzaron 20,3% respecto a igual período precedente y llegaron a 851.571, frente a una producción que se elevó a un millón 170 mil, con un alza de 8,7%. En tanto, las ventas en el mercado nacional disminuyeron 7,2%, aunque las de autos importados crecieron 13,9%.

Crece el mercado de automóviles en China y se contrae en Europa

Las ventas de automóviles en China alcanzaron la cifra récord de un millón 890 mil unidades en enero de este año, superior en 13,81% al de igual etapa anterior. Mientras, la producción se elevó a unos 1,8 millones de unidades, con un alza de 11,33%, de acuerdo con la Asociación de Fabricantes de Automóviles.

El crecimiento de las ventas fue menor al de diciembre de 2011, de 17,9%. En ese período el otro indicador se incrementó en 22,3%. La diferencia se atribuye a la retirada de incentivos del gobierno y nuevas restricciones en las compras como parte de las medidas para aliviar los problemas de tráfico en las grandes ciudades.

En enero Beijing comenzó a aplicar un sistema que limita a 240 mil las nuevas placas de autos que se otorgan anualmente. A finales del año pasado el gobierno eliminó la exención de impuestos para la adquisición de vehículos pequeños y restableció uno del 10% con el inicio de 2011. El referido incentivo, aplicado en 2009 para estimular la demanda en medio de la desaceleración económica, impulsó el mercado nacional y contribuyó a que China sobrepasara a Estados Unidos como el mayor ese año y el pasado.

Contrariamente, el mercado europeo de automóviles marcó números rojos en enero, al contraerse las ventas 7,1% respecto a igual mes de 2011. En toda la Unión Europea (UE) las matriculaciones cayeron hasta las 968.769 unidades, lo cual da continuidad a la baja registrada en diciembre, de 6,4% interanual, según datos de la asociación europea de fabricantes ACEA.

Las incertidumbres económicas golpearon fuertemente las ventas de autos en Portugal, donde los registros se retrajeron 47,4% en el primer mes del año. La caída fue también sensible en Francia (20,7%) e Italia (16,9%). En Alemania, mayor mercado automotriz de la UE, ese índice bajó 0,4%. Mientras, el repunte de las ventas se constató en España (2,5%) y esencialmente en Rumania (86,4%).

Por otro lado, las ventas de vehículos en el mercado sudafricano experimentaron en marzo un crecimiento del 4,8%, el nivel más bajo en dos años, según la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles. En el periodo de referencia se comercializaron 56.110 unidades de diversos tipos. Ese resultado contrasta con el avance del 6,4% logrado en febrero. Las ventas de coches ligeros sufrieron una contracción del 7,5%, mientras que para los camiones y autobuses el descenso fue del 2,7%.

Instalan nuevas plantas en Latinoamérica

La empresa alemana Audi, especializada en la fabricación de vehículos de lujo, adelanta acciones para instalar su primera planta en México, la cual podría comenzar a operar en el 2015. Según reportes difundidos por el semanario Der Spiegel, la directiva de Audi logró el aval inicial del consorcio Volkswagen al cual pertenece, pues los planes apuntaban a la ampliación de las facilidades existentes en Chatanooga (Estados Unidos).

Las aspiraciones están en organizar en México la fabricación del modelo Q5, con el cual espera ganar espacio en el mercado estadounidense frente a marcas alemanas como Mercedes Benz y BMW. Mientras, la planta de Ingolstadt que produce actualmente el Q5 asumirá un nuevo modelo a partir del 2015, con lo cual se garantizan los puestos de trabajo, según la firma.

De otra parte, el 3 de mayo el presidente de Uruguay José Mujica inauguró una planta de componentes de la automotora japonesa Takata en el departamento de San José. Las obras comenzaron el pasado año en la ciudad de Libertad, a 45 kilómetros de Montevideo, y abarcan unos 10 mil metros cuadrados de construcción, precisó la web presidencial. Su capacidad productiva prevé la elaboración anual de seis millones de bolsas para airbag (inflables de forma automática cuando ocurre un accidente) por año, y en esta fase inicial cuenta con 60 empleados, la mayoría mujeres.

El ministro de Industria Roberto Kreimerman informó que esta inversión prevé un total 400 fuentes de trabajo, la mayoría para adultas, en 2014. La producción de esta empresa tendrá como destino casi en su totalidad a Brasil. En los últimos 10 años Uruguay cuadriplicó el número de trabajadores en el sector automotriz, lo cual significa un valor de exportación y venta nacional cercano a los 400 millones de dólares.

Según fuentes de la compañía nipona, Takata fue fundada en 1933 con un único objetivo; “salvar vidas con innovación” y se instaló en Brasil en 1959. En 1997 comenzó a exportar su producción hacia Suramérica y en 2000 se convirtió en el mayor productor de los citados elementos de la región. Takata está instalada en 18 países y cuenta con 49 plantas y más de 34 mil empleados.

Además, la industria automotriz de Ecuador exportará este año 12.700 vehículos a Venezuela, con lo cual duplicará las ventas a ese país en comparación con el año pasado, informó el viceministro de Industrias y Productividad Juan Francisco Ballén. El convenio firmado en 2011 entre ambos países permitirá a tres ensambladoras ecuatorianas incrementar su producción, generar empleos y diversificar la comercialización del país.

Las licencias beneficiarán a las empresas Aymesa, Neohyundai y Maresa en sus ensamblajes de autos Mazda, Hundai y Kía con destino a Venezuela, lo cual deberá reportar ingresos a Ecuador por más de 200 millones de dólares este año, según condiciones de arribo y precios. Ballén precisó que Maresa montará unas 5.400 camionetas Mazda, mientras Neohyundai fabricará 2.800 camiones Hundai y Aymesa 4.500 autos Kía.

En 2011 el intercambio comercial se elevó a 138 millones de dólares, de 45 millones reportados en año 2000 al inicio de estas operaciones. Las empresas ecuatorianas compran piezas y partes y las ensambla en el territorio nacional para exportar el producto terminado, lo cual forma parte de la estrategia para diversificar la comercialización del país.