La diputada del Movimiento al Socialismo (MAS) Rebeca Delgado fue designada como presidenta de la Cámara de Diputados para el período legislativo 2012-2013. Por primera vez en la historia, las presidencias de las dos Cámaras de Asamblea Legislativa están en manos de mujeres, destacó la Coordinadora de la Mujer.

Delgado reemplazó a Héctor Arce, quien ejerció como presidente de la Cámara de Diputados por dos periodos legislativos. En una elección interna, Delgado se impuso a ex jefe de la Cámara Baja con una diferencia de 25 votos. Entre tanto, Gabriela Montaño también del MAS fue elegida como presidenta de la Cámara de Senadores, lo que implica un cambio en el balance de género en el Legislativo y marca un hito histórico dado que las mujeres asumen por primera vez la mayoría en la conformación de las más altas posiciones de decisión de la Asamblea, celebró la Coordinadora de la Mujer.

Gabriela Montaño, médica de profesión, nació en La Paz pero radicó en Santa Cruz desde los dos años. Tiene Maestría en Salud Pública, ha sido representante Presidencial del Departamento de Santa Cruz, integrante del Comité organizador del 1ro, 2do y 3er Encuentro Social Alternativo y Técnica de apoyo a las organizaciones sociales indígenas y campesinas en el Centro de Estudios Jurídicos e Investigación Social (CEJIS).

Delgado es diputada por el departamento de Cochabamba; fue coordinadora Departamental de Defensa Publica – Cochabamba, jueza de Instrucción en lo Penal, jefa de la Unidad de DD.HH del Defensor del Pueblo, vocal de la Corte Electoral de Cochabamba, constituyente por el MAS – IPSP, presidenta de la Directiva de la Asamblea Constituyente, presidenta de la Comisión de Justicia de la Asamblea Constituyente, viceministra de Coordinación Gubernamental, directora Departamental de Autonomías, jefa de Bancada del MAS y presidenta del Parlamento Andino.

En Bolivia queda el desafío de asegurar una mayor inclusión de mujeres también en las presidencias de las comisiones al interior de ambas Cámaras, dado que el año pasado detentaban sólo cuatro de las 22 presidencias.