(ABI y PL).- El Presidente Evo Morales promulgó el domingo la Ley 064 que crea la Procuraduría General del Estado, tres subprocuradurías y nueve direcciones departamentales, además de la Escuela de Abogados del Estado y el Consejo de Abogados del Estado. La primera entidad judicial encargada de defender los intereses del Estado sustituirá al Ministerio de Defensa Legal en un plazo de 60 días. Con esta ley se salda una deuda de más de 185 años en los que el Estado no tenía un abogado para defender sus intereses, destacó el presidente de la Cámara de Diputados Héctor Arce.

“Ahora nos damos cuenta que el Estado nunca tenía una Defensoría, sólo había una defensa social y sindical y no una legal”, remarcó el Presidente al criticar a los gobiernos anteriores a “quienes no les interesaba Bolivia, el pueblo boliviano, el desarrollo del país” y que permitieron “saqueo más saqueo”.

A su juicio, la Procuraduría se convierte en una “yunta” de los movimientos sociales que hasta ahora y en 185 años de fundación fueron los únicos que lucharon para evitar la enajenación de los bienes del país.

“En nuestro país han tenido que pasar 185 años de vida republicana, han tenido que pasar un serie de situaciones que han mellado nuestro territorio, integridad, desarrollo y economía. Hemos tenido que ver como se entregaban nuestros recursos, patrimonio y riquezas naturales para que finalmente contemos con una entidad de defensa legal de los intereses de Estado, que es la Procuraduría General”, argumentó Arce al presentar la norma aprobada en la bicameral Asamblea Legislativa.

“Todos los países vecinos, en su mayoría, hace más de cien años contaron siempre con una Procuraduría, en Bolivia pese a que hemos vivido grandes cambios y transformaciones, nunca a los anteriores gobiernos se les había ocurrido crear una institución que es fundamental en todo el mundo. Es una deuda que teníamos con el Estado que queda saldada con la promulgación de la ley”, dijo el presidente de la Cámara de Diputados.

La Procuraduría General de Estado es una institución de derecho público presidida por un procurador o procuradora para la defensa de los intereses del Estado. Sus funciones principales son la defensa judicial y extrajudicial del Estado, en resguardo de la soberanía de sus bienes y patrimonio, y en particular en materia de inversiones, derechos humanos y medioambiente.

“Además, al interior del Estado tiene la función de hacer un seguimiento y controlar a todas las unidades jurídicas, para que nunca más sea un buen negocio hacerle un juicio al Estado y que muchos millones se paguen a particulares y malos funcionarios jurídicos”, remarcó Arce.

La Procuraduría tendrá direcciones en los nueve departamentos y su sede principal se construirá en la ciudad de El Alto con una inversión de dos millones de dólares.

Asimismo, se creará el Consejo de Abogados del Estado, que tendrá la función de producir doctrina jurídica en materia de defensa legal, y la Escuela de Abogados del Estado, como entidad desconcentrada, con la función de formar profesionales abogados que prestan y desean prestar sus servicios en las áreas jurídicas de toda la administración central, descentralizada y entidades autónomas del Estado.

“En Bolivia siempre se ha estudiado para ser diplomático y jueces pero nunca se ha estudiado para ser abogado del Estado, para defender al Estado porque eso le convenía al sistema de expropiación que entregaba los recursos del Estado a otros países”, afirmó Arce.

La transición del Ministerio de Defensa Legal a la Procuraduría tardará 60 días, tiempo en el que se elaborará el reglamento de la Ley promulgada el domingo por el Presidente Morales. La ministra de Defensa Legal del Estado Elizabeth Arismendi informó que ese es el periodo que establece la ley para la vigencia plena de la inédita Procuraduría, que extingue a ese despacho estatal.

“Desde el Ministerio únicamente se prepara todo en lo que va a consistir la transición, lo cierto es que la ley determina una reglamentación y seguramente eso se va a ir trabajando para que se ponga en vigencia la Procuraduría”, explicó.

En ese marco, informó que todos los procesos judiciales en contra del Estado, que se encuentran en negociación, pasarán a la Procuraduría, al igual que los funcionarios del Ministerio de Defensa Legal. También, en ese tiempo, el Jefe de Estado nombrará a los ejecutivos las tres procuradurías, que establece la ley, y a los directores departamentales.

“La ley está determinando funciones a cada una de las procuradurías y de las direcciones, pero eso tiene que estar debidamente reglamentado para que puedan funcionar. La designación de los representantes será una decisión del Presidente de acuerdo a la ley”, remarcó Arismendi.

El fiscal General Mario Uribe destacó la creación de la Procuraduría, entidad que aseguró cubrirá una necesidad muy sentida del Estado boliviano. “Recibo con beneplácito desde todo punto de vista, toda vez que ha de cubrir una necesidad muy sentida que tiene el Estado boliviano de que haya un órgano especializado que defienda los intereses del país”, puntualizó.

A su juicio, su trabajo es distinto al del Ministerio Público, “por lo tanto, no hay una sobre posición de competencias”. “La Procuraduría y el Ministerio Público se han de complementar y coordinar conforme determina la Constitución”.

El presidente de la Corte Superior de Distrito de La Paz Williams Alave manifestó que la creación de la Procuraduría evitará que el Estado sea el perdedor de siempre en los juicios que comprometen recursos, patrimonio y riquezas naturales.

“Siendo la primera vez que se implementa este ámbito de defensa legal del Estado, lo que se pretende es que no siga siendo aquel perdedor que siempre ha sido en las pugnas judiciales en cuanto a los recursos, patrimonios y riquezas naturales, porque entendemos que todos los procesos que ha tenido como persona jurídica ha perdido y quienes hemos perdido somos nosotros mediante nuestras recaudaciones tributarias”, explicó.

Por otro lado, el ministro de Defensa de Bolivia Rubén Saavedra confirmó que Santa Cruz será sede desde 2011 de la Escuela de Defensa de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA).

En declaraciones al diario estatal Cambio, Saavedra precisó que el centro de estudios académicos e investigación se construye en la localidad de Santa Rosita del Paquío, provincia Warnes. Serán los presidentes de cada nación integrante de ese mecanismo de integración quienes pondrán en marcha el funcionamiento de la entidad de formación de militares e incluso civiles interesados en la defensa y seguridad.

El Presidente Morales planteó en la Cumbre del ALBA el 17 de octubre de 2009 la creación de esta academia como respuesta a la influencia militar extranjera y la necesidad de contar con una doctrina propia. El objetivo de la Escuela es fortalecer el proceso de integración mediante la formación de personal civil y militar para contar con una estrategia regional que garantice la soberanía y la dignidad de los pueblos promoviendo procesos de paz y cooperación.