El Consejo de la Judicatura destituyó del cargo de vocal de la Corte Superior de Distrito de La Paza Gerardo Torrez Antezana, después de comprobar que el mencionado funcionario judicial cobraba tres sueldos diferentes del Estado.

“El Plenario del Consejo de la Judicatura, de forma unánime decidió apartar al vocal Gerardo Torrez, porque este funcionario -aun conociendo- la normativa en la Administración Pública, calló y accedió a tres sueldos emergentes de las arcas del Estado”, dice un comunicado de la instancia judicial.

La percepción de dos rentas de jubilación paralelas al sueldo de Vocal de la Corte Superior de Distrito de La Paz, es incompatible para ejercer cualquier cargo público.

Torrez recibía tres remuneraciones paralelas del mismo número de entidades públicas, como es el Servicio Nacional de Reparto (SENASIR); Corporación del Seguro Social Militar (COSSMIL), más el sueldo del Poder Judicial; todos esos recursos provienen del Tesoro General de la Nación.

Según la Ley del Consejo de la Judicatura 1817, los funcionarios judiciales sólo pueden desempeñar funciones de docencia universitaria, siempre y cuando este trabajo no interfiera en la carga horaria establecida en la Administración Pública.

Hace días el Consejo de la Judicatura destituyó a otros 22 vocales debido a que los mismos ejercían su cargo sin haber cumplido los requisitos establecidos en la normativa legal.