El Presupuesto General del Estado 2010 consigna 1.806 millones de dólares en inversión pública, de los cuales 787 millones se destinarán a la construcción de carreteras y aeropuertos. El gobierno prevé construir al menos dos aeropuertos, uno en Sucre y otro en Oruro, además de una terminal aérea en Chimoré, en el trópico de Cochabamba.

En 2010 se destinará el 32 por ciento de la inversión pública al sector productivo, 19 por ciento al sector social y 43 por ciento a la infraestructura, informó el Ministerio de Obras Públicas, Servicios y Vivienda.

Esta pendiente una Ley que autoriza la construcción de la carretera entre Villa Tunari en Cochabamba y San Ignacio de Moxos en Beni, que forma parte de la carretera transoceánica que se comprometieron a construir los gobiernos de Bolivia y Brasil el 18 de diciembre de 2007.

Por otro lado, la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC) y la Corporación Andina de Fomento (CAF) suscribieron un contrato de préstamo de 75 millones de dólares para la construcción de los tramos Zudáñez – Padilla, Monteagudo – Ipati y el Sector Lamboyo, que forma parte de la Diagonal Jaime Mendoza en los departamentos de Chuquisaca y Santa Cruz.

El préstamo cubrirá el 72 por ciento del costo total de la carretera, cuya inversión asciende a 103 millones de dólares. La contraparte, que representa el 27 por ciento, corresponde al aporte de las prefecturas de los departamentos que se beneficiarán con la obra.

El crédito tiene un plazo de cancelación de 18 años, computables a partir de la suscripción del contrato, y un período de gracia de cuatro años, con un interés sujeto a la tasa Libor.

En el tramo Zudáñez – Padilla se realizarán trabajos de pavimentación en una longitud de 68,7 km. En el tramo Monteagudo – Ipati, que vincula a Chuquisaca con Santa Cruz, se desarrollarán trabajos de pavimentación en 95,19 km. En el tramo Tarabuco – Zudáñez (41,84 km.) se realizarán trabajos de estabilización del talud en el sector Lamboyo y la pavimentación de 8,29 km.

El gobierno descuidó los caminos

“Me doy cuenta de que invertimos mucho en la construcción de nuevos caminos, pero descuidamos el mantenimiento de las vías, debemos reconocer el error”, dijo hace poco el Presidente Evo Morales en una reunión con cocaleros de Cochabamba.

El Mandatario propuso a los ejecutivos de la Confederación de Transportistas que se incorporen al directorio de la ABC para que ayuden a controlar a las empresas encargadas del mantenimiento de las carreteras.

El secretario ejecutivo de la Confederación de Chóferes de Bolivia (CCHB) Franklin Durán envió un informe parcial al presidente de la ABC Luis Sánchez sobre el estado de las vías en los departamentos de Cochabamba, Beni y Chuquisaca.

El BID aprobó un crédito de 25 millones de dólares para mejorar las condiciones de transitabilidad de 173 kilómetros de la Red Vial Fundamental en dos tramos: 78 kilómetros de la ruta Parotani-Confital y 95 kilómetros de la vía desde el Puente Espíritu Santo II hasta Ivirgarzama. Se evaluó que estas carreteras están próximas a cumplir el límite de su vida útil.