Los candidatos del MAS invitan a los empresarios privados de todo el país a cenas y eventos públicos televisados y se reúnen en privado con algunos magnates cruceños, intentando ganarse su confianza. “La propiedad privada es sagrada y los empresarios son importantes para la economía y la integración nacional”, afirma Evo Morales, mientras que Alvaro García promete a los inversionistas estabilidad política, seguridad jurídica y bonanza económica.

El candidato presidencial del MAS repite una y otra vez que la desconfianza del sector empresarial y de la clase media profesional es su gran “debilidad”. Dice que mucha gente lo considera enemigo de Santa Cruz, de la propiedad privada, de la autonomía y de los ricos por culpa de algunos medios masivos controlados por terratenientes.

El gobierno comenzó a acercarse al empresariado hace varias semanas, logró acuerdos preliminares con el sector agroindustrial y normalizó relaciones con la Cámara de Industrias y Comercio (Cainco) de Santa Cruz.

En las últimas semanas, Morales y García Linera se reunieron con empresarios de todo el país, les propusieron “entendernos y trabajar juntos” y les convocaron a sumarse al proceso de cambio. En todas las reuniones públicas y privadas, el Vicepresidente explicó que el Estado Plurinacional reconoce la diversidad económica y que el programa de gobierno 2010-2015 respeta la propiedad privada, estatal, cooperativa y colectiva.

García Linera demuestra con cifras que el gobierno del MAS no es antiempresarial ni mucho menos “comunista” sino que da certidumbre al sector productivo privado. En una reunión con directivos de la Cámara Nacional de Comercio, el Presidente Morales destacó la fortaleza de la economía y el interés de inversionistas extranjeros en la producción de hierro, gas y litio.

El crecimiento de la economía boliviana superior al promedio, la condonación de la deuda externa, el aumento de las reservas internacionales netas (RIN) hasta 8.595,7 millones de dólares (50% del producto interno bruto) y la distensión política mejoraron significativamente la solvencia del país. Moody‘s elevó la calificación crediticia de los bonos del gobierno en moneda extranjera y nacional de B3 a B2, por encima de la calificación de Argentina.

Evo tranquiliza a la burguesía afirmando: “La propiedad privada es sagrada y respetada por la nueva Constitución Política del Estado; es falso que el gobierno expropiará casas, vehículos y otras propiedades… Las cooperativas serán respetadas en Santa Cruz y en toda Bolivia”.

Los empresarios encontrarán “muchas coincidencias” con el gobierno porque la confrontación no es buena para nadie, declaró el empresario cruceño y ex ministro Salvador Ric luego de reunirse con García Linera. En un encuentro público en un hotel de lujo de Santa Cruz, Morales pidió a los empresarios que fortalezcan el proceso de cambio y se disculpó por los errores que cometió en el pasado.

El candidato presidencial del MAS recordó que en 2006 o 2007 algunas instituciones de la sociedad civil le pidieron que gestione un concurso miss Universo en Santa Cruz. “No tome muy en cuenta y creo que fue un error, pero ahora quiero decirles a esas instituciones, tráiganme el documento, quiero intentar que la elección de miss Universo se realice en Santa Cruz en homenaje a las bellas mujeres de esta ciudad”, dijo Evo.

El MAS recaudó más de 30 mil dólares para su campaña electoral en una cena con parlamentarios, candidatos, militantes y algunos empresarios en Cochabamba; y organizó otra cena con empresarios de Santa Cruz con el mismo propósito, pero los cruceños no asistieron a la cita.

El Presidente invitó al ex diputado socialdemócrata Jerjes Justiniano para que tienda puentes entre la burguesía de Santa Cruz y el gobierno. “Si mi nombre sirve para evitar la confrontación acepto la invitación del señor Presidente y quiero decirle que me ofrezco para ser mediador e interlocutor, una especie de bisagra entre Santa Cruz y el gobierno”, dijo Justiniano.

Justiniano aclaró que no es militante del MAS, sino un simpatizante de Evo, como muchos otros líderes profesionales y empresariales. Recalcó que más del 40% de los habitantes cruceños son collas y que más del 60% de los cruceños de entre 25 y 30 años son hijos de collas.

Por otro lado, la Autoridad de Fiscalización y Control Social de Empresas (AEMP) conformó un Consejo Consultivo con la finalidad de elaborar un nuevo Código de Comercio adecuado a la nueva Constitución que brinde seguridad jurídica al empresariado y proteja sus derechos.

El gobierno invitó a la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia (CEPB), a la Cámara Nacional de Comercio, a la Cámara Nacional de Industria y a la Asociación de Bancos (Asoban) para que sean copartícipes del diseño del nuevo Código de Comercio.

Este viernes el Ministerio de Obras Públicas, la CEPB, la Cámara Boliviana de la Construcción (Caboco) y representantes de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) se reunieron en La Paz para analizar los impactos del desempleo y el empleo eventual y buscar mecanismos de fomento al sector de la construcción, principal generador de empleos.

Con datos de ABI.