Octubre, mes fatídico

Carlos F. Toranzos

octubre 16, 2009Publicado el: 3 min. + -

Parecía que septiembre era el mes del calendario más desastroso y temido, el 11 de septiembre un presidente es arrinconado con aviones ingleses arreglados para el evento de destrucción nacional en Chile, el 11 de septiembre deshace la seguridad nacional de la potencia más grande del mundo, septiembre se marca como el mes negro del planeta.

Sin embargo en Bolivia el mes fatídico es octubre. Se mata al Che, se mata a los que demandan justicia por el uso del gas, se acribilla, realmente en octubre, a la inocencia.

Octubre es el mes de la revolución Rusa que deja al Estalinismo en situ por muchas décadas, y octubre es el mes que marca el principio de las elecciones dentro de la nueva constitución. Octubre es el fin del biométrico, que entre paréntesis, vivan los bolivianos!!!! Más de 4 millones para elegir al "presi", que cosa mas maravillosa, sin trampa, sin más maquinita que la de la regla de registro correcto y saneado. Felicidades a todos los que pusieron el dedito y se tomaron la foto.

Para nosotros realmente octubre debería ser el mes más gentil, nos ha dado la identidad, nos ha hecho saber quienes son los amigos y quienes los enemigos. Nos ha hecho ver como la política no está en los partidos ni en los sindicatos sino en el pueblo. Está en las calles y está en lo que realmente puede decir, Basta.

No soy muy crédulo de que los meses tengan nada que ver con designios supernaturales, pero sin embargo cuando llega octubre me da repelús, no se por qué pero me da esa especie de "algo va a pasar". Quizá la Hillary Clinton va a persuadir a su jefe para que los prófugos de la justicia sean deportados, quizá el gobierno de Alan García reconozca que no hace justicia albergando a prófugos de la justicia. Quizá este octubre traiga cosas mas bonitas de las que recordar; bueno por lo menos tenemos ahora el ALBA que parece un inicio bien sentado. Tenemos a los presidentes de tantos países que verán Cochabamba como huéspedes ilustres. Les mostrarán que Bolivia tiene un corazón bien puesto en su centro geográfico, unido y grande y que las cosas aunque difíciles no afectan al amor de los pueblos

Octubre tiene que darnos además la fuerza de ser capaces de romper una y otra vez los yugos a los que nos han sometido, tantos mentecatos. Octubre debe ser el mes de la concordia frente al Jesús desde el cerro, octubre tiene que empezar a soltar sus amarres con lo fatídico y octubre justo en su medio tiene que ser liberador como cuando cayo el muro de Berlín.

Atrás