Los japoneses comen carne

Ramón Rocha Monroy

junio 13, 2007Publicado el: 3 min. + -
El contenido de estas páginas no refleja necesariamente la opinión de Bolpress

Amable lector, amable lectora: ¿alguna vez has degustado la suave y liviana textura del sushi o el sashimi, emblemas de los restaurantes japoneses? Lo has hecho para evitar comer carne, ¿no? Has pensado: Sabios y sanos estos japoneses que evitan comer carnes rojas, ¿verdad? ¡Pues desengáñate! Según la agencia EFE, "Japón está a punto de afrontar la mayor revolución de su historia en los hábitos alimentarios, quizá este mismo año, cuando por primera vez la cantidad de carne consumida en los hogares nipones supere a la de pescado y marisco."

Cientos, quizá miles de años que el pueblo nipón se alimentaba de arroz y frutos de mar, según enseñaba su historia y su cultura, al punto de ubicarse entre los primeros consumidores de pescado en el mundo, por encima de los países más ricos y apenas atrás de países pesqueros como Maldivas o Islandia.

Sin embargo, desde el fin de la Segunda Guerra Mundial, el consumo de carne de res tuvo un continuo ascenso y en 2005 pescados y carnes empataron a 13 kilogramos de promedio anual en la preferencia del próspero pueblo japonés. Ferdnand Braudel apunta que uno de los efectos de la preferencia por el buen asado podemos encontrarla en el aumento del promedio de estatura de los jóvenes japoneses. Como referencia, en los 60s el consumo de pescado y mariscos per cápita llegaba a los 16 kilogramos, en tanto que el consumo de productos cárnicos llegaba sólo a 6.

Muchos occidentales han vuelto los ojos al sushi y el sashimi, al tempura y al tepanyaki con la esperanza de librarse de tres de los cuatro grandes azotes del Occidente actual: el colesterol, los triglicéridos, el ácido úrico, que se completan con el Sida. Así podemos confirmarlo en Estados Unidos, Europa o China, pero incluso entre nuestras bellas damitas y donceles de alcurnia. Yo mismo, pese a mis sólidos hábitos criollos, no me siento muy seguro últimamente. Pero viene la nota de EFE ¡y nos patea el tablero! ¡Nos remueve el piso!

El gobierno nipón atribuye el cambio a los siguientes factores: los laboriosos japoneses comen cada vez más en la calle; los precios de pescados y mariscos han subido; y asar una carne es bastante fácil para una mujer japonesa que se incorporó con decisión al mercado laboral. En los 60s, sólo un 7% de japoneses comía fuera de casa; en 2005, ese promedio se disparó al 17%.

Pero el dato que sigue sí es para rasgarse las vestiduras. Uno se imagina a los japonesitos comiendo eternamente arroz, ¿no? ¡Pues no es cierto! Según EFE, "la proporción de arroz sobre el total de comidas se ha desplomado desde algo más del 16 por ciento en 1965 hasta poco más del 4 por ciento en la actualidad."

El Libro Blanco que mencionamos advierte sobre los riesgos de la dieta cárnica frente a las ventajas de la dieta marina, y los expertos advierten sobre el impacto económico que podría tener la ola carnívora en el Japón que cuenta con la mayor flota pesquera del mundo, que genera empleo para más de 231.000 pescadores.

"Japón es el sexto mayor exportador de productos del mar del mundo, con el 1 por ciento de las ventas mundiales en 2003 en términos de valor, y el primer importador del mundo, con más del 18 por ciento del total mundial", agrega EFE.

Atribulado lector, atribulada lectora: ¿Y ahorarí, imanasajtaj? ¿Qué hacemos?

Atrás