La Empresa Nacional de Telecomunicación (ENTEL) suscribió cinco contratos de concesión con la Superintendencia de Telecomunicaciones e incumplió los compromisos suscritos. No presentó cada seis meses un reporte del cumplimiento de metas, no instaló tecnología de punta y tampoco reportó adquisiciones mayores a 500 mil dólares, indica un informe de la Comisión Técnica, Económica Administrativa y Social para la recuperación de ENTEL.

Según el informe, ENTEL debió instalar 5.000 teléfonos públicos hasta el 31 de julio de 1997, previo proyecto, además de prestar servicios de telefonía en el área rural. Hasta la fecha no se ha demostrado la inversión de más de 600 millones de dólares que se había comprometido invertir, tomando en cuenta que la ejecución de la inversión es el desembolso pagado en el tiempo determinado, según los contratos de capitalización.

En el plano social, agrega el informe,la llamada capitalización de las empresas estratégicas debía generar empleos, pero contrariamente fueron despedidos cientos de trabajadores de varias maneras, llegando incluso a terciarizar las actividades administrativas. Se dispersaron a los trabajadores a empresas como TREBOL, ADECO, ASFADE, con sueldos más bajos,en tanto que el personal técnico fue a parar a empresas extranjeras como URMET, SIRTI, TELESPACIO, CLAY PACIFIC, INTERL entre muchas otras, dicen los miembros de la citada comisión.

La Comisión está conformada por un equipo de profesionales dediversas ramas, que de manera voluntaria trabajan coadyuvando con la comisión adhoc de ministros, informó el ingeniero Marco Antonio Vásquez a nombre del equipo.

Por otro lado, la 36ava sesión ordinaria de la Cámara de Diputados, luego de dos sesiones consecutivas, aprobó la norma que eleva a rango de Ley el Decreto Supremo que revierte al Estado las acciones de los Fondos de Capitalización Colectiva de Entel.

A solicitud del diputado de Podemos Antonio Franco, para aprobar ese proyecto de ley en su estación en detalle se procedió a la votación nominal. Según el Reglamento General de la Cámara, esto supone que cada diputado vote no sólo levantando la mano sino verbalmente, con la posibilidad de argumentar su posición por hasta 15 minutos.

La Cámara de Diputados trató y aprobó el proyecto que eleva a rango de ley el Decreto Supremo 29101 del 23 de abril de 2007 que transfiere a favor del Estado boliviano las acciones de Entel que forman parte del Fondo de Capitalización Colectiva bajo tuición de las Administradoras de Fondos de Pensiones.