Bush vira

Isaac Bigio

marzo 5, 2007Publicado el: 3 min. + -
El contenido de estas páginas no refleja necesariamente la opinión de Bolpress

La política exterior de EEUU viene operando un sorpresivo giro. Tras haber declarado a Irán y Corea del Norte como parte del mismo eje del mal que Saddam (y por ende susceptibles de ser cercados o atacados), Bush ha realizado que su linea dura viene produciendo el efecto contrario. En vez de obligar a esos regímenes a abandonar sus programas nucleares ha hecho que los revitalicen y sin que haya posibilidad de poder invadirles para pararles.

La orientación ideologizada neoconservadora de Rumsfeld y Cheney ha cedido al pragmatismo de la Rice y Gates. Por eso EEUU ha accedido a un trato con Corea del Norte para contener la producción de armas atómicas a cambio de petróleo y ayuda externa, y acaba de plantear una conferencia internacional con Siria e Irán para estabilizar Iraq.

El giro es una adaptación a los golpes que Bush recibe en el Medio Oriente y a su impopularidad interna. Parte de ese viraje es la gira por América Latina, región a la cual tuvo descuidada.

El tour de Bush

Del 8 al 14 de marzo el presidente norteamericano visita América Latina, región que descuidó por el Medio Oriente y que hoy es sacudida por vientos críticos a Washington.

Bush quiere parar la influencia de su Némesis Chávez, quien hace paralelamente otra gira visitando ‘gobiernos progresistas’. Bush ha decidido parar en los 3 países más populosos de la zona (Brasil, México y Colombia), en Guatemala (donde agradecerá el apoyo que ese país le ha dado en Iraq) y en Uruguay (con cuyo gobierno centroizquierdista ha suscrito un acuerdo comercial, el cual quisiera que devenga en un TLC).

En México buscaría limar asperezas con un régimen que no le secundó en Iraq y con quien hay choques debido a las restricciones inmigratorias que EEUU viene imponiendo a los mexicanos, así como buscar generar un polo para extender TLCs en la costa pacífica.

En Colombia Bush estará en el país que más ayuda económica y militar EEUU da en el hemisferio. Bush tratará de que el congreso norteamericano acepte el TLC con dicha república pese a que muchos demócratas quieren vetarlo debido a los lazos de Uribe con los paramilitares.

En Brasil Bush querrá que Lula le ayude a ‘moderar’ a los nuevos gobiernos izquierdistas latinos, incrementar el intercambio comercial e impulsar el etanol como un combustible más barato que podría reducir la dependencia norteamericana del petróleo del Medio Oriente y Venezuela.

Atrás