(ABI).- El Estado Mayor del Pueblo convocó este lunes a todos los sectores sociales, sindicales y políticos de izquierda a defender al gobierno del presidente Evo Morales Ayma del "neoliberalismo estadounidense y boliviano, que busca debilitar las políticas de cambio que lleva adelante la nueva administración de Estado".

"El propósito es defender al gobierno, defender el proceso político de cambio que con sangre, huelgas, paros, manifestaciones, sacrificio y dolor el pueblo ha conquistado. Y el enemigo principal se llama imperialismo estadounidense y la oligarquía boliviana", aseguró en rueda de prensa el coordinador del Estado Mayor del Pueblo Hugo Moldiz. Moldiz criticó a algunos dirigentes sindicales del sector salud, magisterio y de la COB de buscar un protagonismo mediático cometiendo "los mismos errores que en las décadas de los años 70 y 80 y sin identificar al enemigo principal que es el neoliberalismo".Este martes el Estado Mayor del Pueblo se reunirá en el Paraninfo de la UMSA para analizar logros y desaciertos del gobierno en los primeros tres meses de gestión. El Estado Mayor no es una instancia sindical, sino política y social, donde convergen más de 30 organizaciones sociales protagonistas del triunfo del pueblo boliviano en los últimos 20 años y organizaciones de izquierda que concretaron alianzas con el MAS.En el encuentro nacional se definirán todas las formas para defender la democracia. "Esto significa usar la persuasión, la lucha ideológica, la batalla de ideas con quienes están equivocados y la realización de movilizaciones sociales frente a una estrategia de desgaste que forma parte de una conspiración que empezó desde que el presidente Morales asumió el gobierno", aseguró Moldiz.Román Loayza, ex ejecutivo de la CSUTCB y dirigente campesino del MAS, aclaró que el Estado Mayor del Pueblo busca generar conciencia para que no se repitan las equivocaciones de los años 70 donde muchas organizaciones sociales asumieron una posición radical que a la postre benefició a grupos derechistas que –encabezados por el extinto dictador Hugo Banzer– organizaron y subvencionaron el golpe de Estado contra el gobierno del general Juan José Torres.Loayza convocó a la COB a encabezar el movimiento de defensa de la democracia para la realización de la Asamblea Constituyente, donde se refundará Bolivia y se concretará un nuevo pacto social con igualdad y sin discriminación.El secretario Ejecutivo de COB Jaime Solares dijo que esa postura es "divisionista y oportunista" y advirtió que de existir alguna confrontación será culpa del gobierno, porque la marcha convocada para el 21 de abril es pacífica. "Los amarillos y los que detentan hoy el poder a nombre del pueblo quieren dividir la COB, como lo está haciendo el gobierno con el Estado Mayor, generando un paralelismo sindical y eso no lo vamos a permitir. El 21 la marcha va a ser pacífica y si nos provocan la confrontación será culpa del gobierno", advirtió Solares. A 54 años de su fundación, la Central Obrera Boliviana (COB) ha pedido liderazgo por falta de disciplina sindical y conciencia revolucionaria de los trabajadores, asegura Solares.