www.bolpress.com Posts

Tradiciones amazónicas a defender

Publicado el: mayo 20, 2006 4 min.

1. Debemos defender la tradición barraquera. Los pobres debemos defender esa costumbre de gritar y humillar para hacerse dueño del monte hasta donde llegue la mirada del patrón o la mula se canse. Debemos defender la costumbre barraquera de exigirnos paguemos precios abusivos hasta por un palo de fósforo y mezquinarnos desde una pepa.

2. Debemos defender los millones de exportación. Los yescas, los enchinelados tenemos que defender los millones que resultan de la exportación de castaña y madera, pero nos tenemos quecallar por las miserias que se pagan a zafreros, fabriles y rumbeadores… debemos defender los números y comernos nuestro hambre.3. Debemos defender nuestras tradicionales fuentes de trabajo y quedarnos chiton sobre las condiciones de sobreexplotación existente en las beneficiadoras pues para ganar miserias debemos trabajar hasta 12 horas y junto a nosotros hasta el perro, para que los centavos alcancen para un pan. El zafrero puede defender su caja, pero que ni se le ocurra creerse dueño de un centro, puede defenderse de la malaria pero que ni se le ocurra decir que viaja como carga y en el monte vive como animal. NO SEÑOR, eso es parte de nuestras tradiciones y también es parte de nuestras tradiciones hacer romería, trajinar como jaúsis y durante meses para cobrar los salditos.4. Debemos defender el sistema productivo de la región. No debemos ser malas gentes, no importa que ese sistema de trabajo durante décadas sólo haya reproducido y multiplicado la pobreza en la Amazonía, total tenemos derecho a morir siendo zafreros, quebradoras o rumbeadores sin habernos podido hacer siquiera un buen techo pues las grandes ganancias se quedan en los bolsillos de los que ahora se cagan de miedo y piden que les auxiliemos. Es cierto, esos llorones nos dan trabajo pero también es cierto que ese trabajo cada día nos hace más pobres… total es tradicional y por eso hay que defenderlos.5. Debemos defender nuestro tradicional arroz con chipilo. Es ya una costumbre y una dieta de exportación pues aquí los pobres tenemos derecho a comer, sin carne y soñar con frutas y verduras en nuestra mesa. Es tradicional que cada año los collas se hagan los lindos con sus tomates, porque aquí a ninguna autoridad le interesa apoyarnos y ayudarnos a producir por lo menos para la olla.6. Debemos defender a nuestras autoridades. Por su tradicional corrupción e irresponsabilidad y la costumbre de hacer circo para pasar el día, sin jamás hacer algo serio para proyectar el desarrollo de la región pensando en diez o veinte años. Total, la improvisación es tradicional y de aquí unos años habrá enlosetado la calle de algún capo para que los enchinelados no se quejen del polvo delos mitsubishis a todo vuelo.PINCHES TRADICIONES, PINCHES PATRONES, APRENDAN A TRABAJAR Y HACERPLATA SIN ROBARLE LA VIDA, EL RAZONAMIENTO Y LA PALABRA AL POBRE

Nota: en la mejor tradición del pasquín político, este escrito anónimo circuló ayer, 18 de mayo de 2006, en la ciudad beniana de Riberalta a propósito de la marcha y cabildo abierto convocado por diferentes organizaciones que arguyeron que lo hacían por sentirse amenazados "en nuestra identidad cultural, fuente de trabajo y el modo de vida por las políticas desestabilizadoras que el gobierno pretende implementar en desmedro de nuestra Amazonía, promoviendo la repartición del bosque sin respeto por nuestros recursos naturales". (sic, de un volante distribuido para convocar al evento).El gobierno encabezado por Evo Morales anunció hace días que derogará, entre otros, el Decreto Supremo 28410 aprobado en mayo del año 2005 por el entonces presidente Carlos Mesa que instituyó la denominada "propiedad forestal", una ilegal, aberrante y asqueante manipulación jurídica en beneficio de los sectores oligárquicos de la Amazonía, que por sus implicancias sociales, culturales, económicas y ambientales justificaría un Juicio de Responsabilidades contra esa ex autoridad del Estado.Lo demás está dicho por esta brillante pieza de reflexión política que demuestra que no sólo algo está podrido en la Amazonía, sino mucho más.(P.C.)

Atrás